En cumplimiento de la legislación vigente, solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web.
Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies
Más información
| ACEPTO

Fundación Sur
REVISTA
Radio
Foro de Emprendedores

África en la Escuela
AfroIslam
Taller de Radio


Búsqueda personalizada


Blog Académico
Declaración de James K. Gasana ante la Misión de información francesa sobre Ruanda
...leer más...
Africanos en Alemania : La estigmatización de los bastardos de Renania, por Carlos A. Font Gavira
...leer más...
El candomblé y el tiempo, por Reginaldo Prandi
...leer más...
Estrategia para un objetivo preciso: el pueblo, sujeto soberano de la democracia, por Benjamín Forcano
...leer más...
La miopía política de España en el Sáhara y el surgimiento del Frente Polisario
...leer más...

Blog Académico

Noticias
Hombres armados secuestran a cuatro personas en Nigeria
...leer más...

Nuevas protestas de los padres afectados por el secuestro de sus hijos en Nigeria
...leer más...

El presidente de Eritrea visita Sudán para aliviar posibles fricciones
...leer más...

La UE y EE.UU. sugieren métodos alternativos en la lucha de Nigeria contra Boko Haram
...leer más...

Sudán ratifica la Convención sobre los derechos de la mujer, con excepciones
...leer más...

Alerta inestabilidad: Una moción de censura contra Zoe Kabila en RD Congo
...leer más...

Gabón quiere ser readmitido en el grupo de la Iniciativa para la Transparencia de las Industrias Extractivas
...leer más...

Un muerto al pisar una mina un coche de una misión católica en la República Centroafricana
...leer más...

El periodista francés secuestrado en Malí aparece en un vídeo pidiendo su liberación
...leer más...

Biden no ha tomado por el momento ninguna decisión respecto a la cuestión del Sáhara Occidental
...leer más...

Estados Unidos apoya la distribución mundial de las vacunas de coronavirus a precio de costo
...leer más...

Estados Unidos apoya el plan estratégico de eliminación de la malaria de Sierra Leona
...leer más...

Las principales empresas africanas tecnológicas colaboran para impulsar la transformación digital del continente en 2021
...leer más...

Museveni tendrá una investidura con presencia internacional
...leer más...

Uganda interviene para mediar en las negociaciones de la presa del Renacimiento
...leer más...


Noticias

Bitácora Africana
Punto muerto en la campaña de vacunación en África, por Marco Cochi
...leer más...
El obispo electo de Rumbek herido en un atentado, por José Carlos Rodríguez Soto
...leer más...
Paulo Duarte nuevo seleccionador de la selección de fútbol de Togo
...leer más...
Rutas del narcotráfico mexicano en África, por Carlos Luján Aldana
...leer más...
África quiere algo más que turistas que se abrazan con niños en Instagram, por Bartolomé Burgos
...leer más...

Bitácora Africana

Inicio > AfroIslam >

Mikel Larburu

Mikel Larburu es un Misionero de África (Padres Blancos) nacido en Zumaya (Guipuzcoa). Ha estado trabajando por la sociedad argelina durante más de cuarenta años, especialmente con la formación profesional de la juventud del Sahara. Actualmente trabaja en un proyecto de Europa - Islam en Bruselas y es el coordinador de la sección "AfrIslam" del Portal del Conocimiento sobre África de la Fundación Sur.

Ver más artículos del autor

Reacción a la denuncia de Amnistía Internacional (AI)
29 de abril de 2012

AMNISTÍA DENUNCIA. MI REACCIÓN
27/04/2012 La Libre Belgique por Jean Philippe Soumilion

Fui, antiguo miembro de Amnistia Internacional y responsable de un grupo activo, desde el año 1978. Hoy quiero reaccionar ante algunas posiciones tomadas por este movimiento, que es hoy una referencia en materia de derechos humanos.

La sociedad y, en su estela, Amnistía, han cambiado considerablemente y ya no encuentro la asociación comprometida antaño en la defensa de los presos de opinión y la lucha contra la pena de muerte. Estos objetivos que defendíamos contra viento y marea pierden de su importancia y se han convertido en dos temas entre otros muchos. El movimiento se presenta hoy como un movimiento general por la defensa de los derechos humanos. No era el objetivo del fundador. Amnistía, competente en todos los temas, ha cambiado de alma.

Por eso he dejado de formar parte de la asociación y me he retirado de ella en 2011. La sumisión a lo políticamente correcto, manifestada en la toma de posición sobre la prohibición de la burqa o del niqab me ha parecido chocante. Llevar el velo, fuera de funciones oficiales y a título privado y voluntario no me plantea problemas, mientras no contravenga a las normas de seguridad. Ahora parece ser que Amnistía haya optado por defender la posibilidad de encerrarse debajo de un velo integral, que desde luego, puede que sea aceptado voluntariamente por parte de algunos musulmanes.

Sostener el derecho de encerrarse debajo de la ropa es el colmo para un movimiento como Amnistía. ¿Qué relativismo es éste que tolera una tradición de “no vivir juntos” sin ningún sentido aquí, entre nosotros? Conozco suficientemente Amnistía para pensar que se trata de una voluntad de no molestar a algunas opiniones borreguiles y cobardes.

Dicen que la ley no respeta la autonomía de las personas. No es la ley la que no respeta esta autonomía, sino los que obligan a otros a llevar la burqa o el niqab. La ley, como de costumbre, limita ciertos derechos para proteger otros derechos. Me parece importante defender los derechos de las personas que no quieren ser encerradas en la prisión de una tela. ¿Hay que proteger los derechos de los hombres que quieren transformar a sus mujeres y a sus hijas en objetos de uso? ¿Hay que proteger el derecho de las que, en su país de origen, esta costumbre contribuye a reducir o, más bien, a suprimir sus derechos?

Lo siento como una violación absoluta de la dignidad del que, o de la que no tiene derecho a mostrarse, de la persona a quien se niega el derecho de tener un rostro, de comunicar un sentimiento, de entrecambiar una mirada o una sonrisa. Yo también tengo derecho, como todos los seres humanos, a poder leer en el rostro de los demás, las informaciones que me ayudan a saber el comportamiento que debo adoptar según las circunstancias.

Cuando es difícil saber si se trata de un hombre o de una mujer, de un joven o de una persona mayor, si esa persona te sonríe o te desdeña, te muestra benevolencia o te rechaza, te respeta o te desprecia, no hay posibilidad de vida social. Se puede pensar que los que adoptan la posición de Amnistía tienen sus razones. Una de ellas puede ser el respeto por las religiones. No comparto este sentimiento. Una convicción religiosa es respetable en la medida que conduce a actuaciones respetables o por lo menos inofensivas. Es el caso del Islam y el Islam no ordena esta forma de vestir.

Otro motivo puede ser el sentimiento que conduce a ser más tolerantes o permisivos hacia el diferente y el semejante. Pensar que las personas no son capaces de evolucionar me parece una forma de humillante paternalismo.


Comentarios
Las opiniones expresadas en estos comentarios no representan necesariamente el punto de vista de la Fundación Sur. La Fundación Sur no se responsabiliza de las opiniones vertidas por los usuarios