En cumplimiento de la legislación vigente, solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web.
Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies
Más información
| ACEPTO

Fundación Sur
Revista
Radio
Foro de Emprendedores

África en la Escuela
AfroIslam
Taller de Radio


Búsqueda personalizada


Blog Académico
Ruanda, estado de la nación en 2021
...leer más...
El caminar del Feminismo Campesino y Popular en La Vía Campesina
...leer más...
Declaración de James K. Gasana ante la Misión de información francesa sobre Ruanda
...leer más...
Africanos en Alemania : La estigmatización de los bastardos de Renania, por Carlos A. Font Gavira
...leer más...
El candomblé y el tiempo, por Reginaldo Prandi
...leer más...

Blog Académico

Noticias
Kenia reabrirá su embajada en Mogadiscio
...leer más...

Sudáfrica expulsa a una docena de diplomáticos lesotenses
...leer más...

ACNUR estima que hay alrededor de 56.000 refugiados en Angola
...leer más...

El desempleo juvenil de Tanzania no mejora
...leer más...

Burundi celebra un año de la muerte de su expresidente
...leer más...

Boko Haram libera al personal humanitario de la ONU después de cinco meses secuestrados
...leer más...

Tesoros de Santo Tomé y Príncipe protegidos por Naciones Unidas
...leer más...

La oposición de Namibia rechaza las reparaciones de Alemania
...leer más...

Uganda puede alcanzar el objetivo de erradicar el sida en 2030
...leer más...

Camerún no encuentra la paz y Estados Unidos actúa
...leer más...

China y las élites de Zimbabue siguen saqueando las minas de oro
...leer más...

George Weah quiere limpiar de corruptos Liberia
...leer más...

Mujeres y niños las víctimas más afectadas por la violencia yihadista en Mozambique
...leer más...

Confirmada la repatriación de las reliquias de Patrice Lumumba a la República Democrática del Congo el 21 de junio
...leer más...

No nos olvidemos de África
...leer más...


Noticias

Bitácora Africana
Causas y perspectivas de la crisis política en Somalia, por Marco Cochi
...leer más...
El primer presidente blanco en África Subsahariana desde el apartheid, por Bartolomé Burgos
...leer más...
Daniel Landa desde Fisterra al cabo de las Agujas en Sudáfrica, por Roge Blasco
...leer más...
La emigración española durante el siglo XX, por José Antonio Barra Martínez
...leer más...
Fondo Kati : Memoria viva de la España medieval en el Sahel, por Javier Mantecón
...leer más...

Bitácora Africana

Inicio > REVISTA > Crónicas y reportajes >

Nigerianos clandestinos en Europa luchan para poder regresar a su país
07/11/2016 -

Mike E. regresó a Nigeria hace casi seis meses, pero no informó ni a sus amigos ni a su familia de que dejaba Francia. "Me hubieran dicho que estaba loco”, comenta.

A su regreso, el joven de 25 años, se perdió en Benín City, una gran ciudad en el sur de Nigeria, a más de 1.000 km de la zona en la que creció. Lejos de ese tío, que le pagó su viaje a París a precio de oro.

Eldorado europeo se desmoronó el día en que le negaron su solicitud de asilo. En una funda de cartón, aún conserva la carta, de la prefectura francesa, que le cambió la vida. Dice así: "Sr. Mike E., su petición ha sido rechazada, puede apelar o volver a casa". Después de cuatro años en Francia, optó por regresar a Nigeria. "Debido a que este es mi país. Era y es demasiado difícil", repite una y otra vez.

El proceso de repatriación, aunque voluntaria, es muy laborioso. Hay que recopilar muchos documentos para probar su nacionalidad en el consulado de su país para que se emita un pasaporte temporal.

En 2015, según cifras de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM), Nigeria, un país de 180 millones de personas, ha sido uno de los principales países de origen de los migrantes que llegaron a la UE a través de la costa italiana, con 22.000 nigerianos de 153.000 migrantes.

En mayo, Bruselas abrió negociaciones con Abuja para facilitar "acuerdos de readmisión" y para obligar a las autoridades de Nigeria a aceptar a sus nacionales.

Pero incluso entonces, el miedo a ser rehenes de aquellos que inicialmente les ayudaron a irse, a ser asesinado por la mafia de trata de personas o incluso la incapacidad financiera para reiniciar una nueva vida, hace que sea casi imposible el retorno.

En 2013, Manuel Valls, entonces ministro del Interior francés, disminuyó drásticamente el "retorno asistido" de los inmigrantes ilegales: en 2015 sólo había 4.748 voluntarios, contra los 15.840 en 2011 (cifras de la Oficina francesa de la integración y la inmigración (OFII).

Mike es uno de los cuatro nigerianos cuyo proyecto de reintegración fue aprobado en 2015, y gracias a la OFII y la UE, ha podido abrir un pequeño comercio de cemento que nos enseña con orgullo, incluso si ahora reconoce ganar sólo un dólar al día.

¿Dónde está el dinero?

En Benín City, centro neurálgico de la trata de personas y la prostitución de Nigeria, la Asociación Renaissance Idia ha puesto en marcha un programa de ayuda para facilitar el retorno voluntario.

En las paredes, una cartel en “pidgin” (criollo nigeriano) advierte a los posibles migrantes "No hay necesidad de ir al extranjero para convertirse en un cualquiera”. Demasiados nigerianos sueñan con la tierra de los blancos".

La ONG local fue fundada en 1999 por la Sra. Eki Igbinedion, esposa del ex gobernador, única funcionaria en aquel momento en ocuparse de las cuestiones de migración, y que "impulsaron la economía en el estado de Edo”, cuenta Roland Nwoha, coordinador del proyecto.

Idia Renaissance trabaja en colaboración con Caritas en muchos países europeos, pero desde el año 2009, Roland Nwoha sólo ha logrado 50 retornos voluntarios procedentes de la UE. Una gota de agua.

"Para la mayoría de ellos, parece más fácil ir hacia adelante que hacia atrás", analiza el trabajador social.

"Las mujeres que se van a través de las redes ilegales hacen rituales de juju (magia negra) antes de salir, los traficantes les dicen que si no pagan su deuda (hasta 60.000 euros), se volverán locas. Otras mafias utilizan la violencia para retener a las niñas.

Gloria ha estado sólo un mes en las calles de Nápoles. Huyó de su "madame" (burdel patrón), asegurándole que iba a casa de un cliente, y durante dos días, la joven de 21 años, estuvo perdida por la ciudad, hasta que encontró el consulado de Nigeria.

"Cuando llegué, me dijeron: ¿dónde está el dinero para comprar el billete de vuelta?”, recuerda. Dos meses más tarde, regresó a Nigeria, gracias a Cáritas. Estuvo en Lagos antes de decidirse a regresar a su hogar.

Finalmente le explicó a su familia: "en el tiempo que hubiera necesitado para reunir 10 millones de naira (28.500 euros) para construiros una casa, mi cuerpo estaría destrozado".

afrique360.com

Fundación Sur


Comentarios
Las opiniones expresadas en estos comentarios no representan necesariamente el punto de vista de la Fundación Sur. La Fundación Sur no se responsabiliza de las opiniones vertidas por los usuarios