En cumplimiento de la legislación vigente, solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web.
Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies
Más información
| ACEPTO

Fundación Sur
REVISTA
Radio
Foro de Emprendedores

África en la Escuela
AfroIslam
Taller de Radio


Búsqueda personalizada


Blog Académico
El caminar del Feminismo Campesino y Popular en La Vía Campesina
...leer más...
Declaración de James K. Gasana ante la Misión de información francesa sobre Ruanda
...leer más...
Africanos en Alemania : La estigmatización de los bastardos de Renania, por Carlos A. Font Gavira
...leer más...
El candomblé y el tiempo, por Reginaldo Prandi
...leer más...
Estrategia para un objetivo preciso: el pueblo, sujeto soberano de la democracia, por Benjamín Forcano
...leer más...

Blog Académico

Noticias
China y las élites de Zimbabue siguen saqueando las minas de oro
...leer más...

George Weah quiere limpiar de corruptos Liberia
...leer más...

Mujeres y niños las víctimas más afectadas por la violencia yihadista en Mozambique
...leer más...

Confirmada la repatriación de las reliquias de Patrice Lumumba a la República Democrática del Congo el 21 de junio
...leer más...

No nos olvidemos de África
...leer más...

Egipto producirá su primer lote de vacunas Sinovac a medidados de este mes
...leer más...

El 68 % de los vertebrados de Gabón han desaparecido
...leer más...

Francia anuncia el cese de la Operación Barkhane en el Sahel, pero mantiene su presencia en la región
...leer más...

Religiosos asesinados por el ejército al mando de Paul Kagame
...leer más...

Dimite el primer ministro de la República Centroafricana
...leer más...

Zimbabue aspira a vacunar al 60 % de la población en 2021
...leer más...

La Unión Africana desplegará una misión de observación electoral en Etiopía
...leer más...

Naciones Unidas teme que se repita en Etiopía una hambruna similar a la de 1984
...leer más...

La Operación IRINI aplaude la decisión del Consejo de Seguridad de renovar su mandato en el Mediterráneo
...leer más...

El Comité de Derechos Humanos de la ONU insta a Cabo Verde a suspender la extradición de Alex Saab a EEUU
...leer más...


Noticias

Inicio > Bitácora africana >

Rodríguez Soto, José Carlos

(Madrid, 1960). Ex-Sacerdote Misionero Comboniano. Es licenciado en Teología (Kampala, Uganda) y en Periodismo (Universidad Complutense).

Ha trabajado en Uganda de 1984 a 1987 y desde 1991, todos estos 17 años, los ha pasado en Acholiland (norte de Uganda), siempre en tiempo de guerra. Ha participado activamente en conversaciones de mediación con las guerrillas del norte de Uganda y en comisiones de Justicia y Paz. Actualmente trabaja para caritas

Entre sus cargos periodísticos columnista de la publicación semanal Ugandan Observer , director de la revista Leadership, trabajó en la ONGD Red Deporte y Cooperación

Actualmente escribe en el blog "En clave de África" y trabaja para Nciones Unidas en la República Centroafricana

Ver más artículos del autor


Militares españoles en las fuerzas de pacificación de Centroáfrica, por José Carlos Rodríguez Soto

10 de junio de 2014.

Muchas gracias por sacrificaros y ayudar a nuestros hermanos centroafricanos”. Cuando el teniente coronel encargado del destacamento español en Libreville escuchó esta frase de labios de un estudiante del colegio de los Escolapios de la capital gabonesa, no pudo menos que .emocionarse. Él y otro de los oficiales de su grupo habían ido allí a dar unas charlas para explicar a los jóvenes por qué estaban allí. “¿Nos habrían dicho lo mismo en un colegio español?”, exclamó más que preguntó. Este bloguero se inclina a pensar que no, entre otras cosas porque los medios de comunicación españoles no dicen nada del apoyo de las Fuerzas Armadas españolas a la misión internacional en la República Centroafricana, cosa que me parece muy mal.

Desde que llegué a Libreville a mediados de abril de este año he visitado la base aérea de los militares españoles en dos ocasiones, la última de ellas el pasado 8 de junio, cuando con motivo del Día de las Fuerzas Armadas nos invitaron a los españoles residentes en Gabón a una jornada de puertas abiertas en su base aérea, en la que nos explicaron la misión de la que se ocupan desde febrero de este año. Los soldados españoles que están en la capital gabonesa llevan varios meses realizando una misión logística de apoyo a los 2.000 militares franceses de la “Operación Sangaris” que están desplegados en la República Centroafricana desde diciembre del año pasado. Un avión de transporte Hércules 130 del ejército del aire español realiza misiones de abastecimiento y transporte de personal según las demandas del ejército francés en Bangui.

Hay que recordar que la Operación Sangaris comenzó el pasado 5 de diciembre. Los franceses fueron a Centroáfrica con un mandato del Consejo de Seguridad de la ONU para apoyar a las tropas de varios países de la Unión Africana, la MISCA, que actualmente son unos 5.000. Su misión inicial de desarmar a las milicias Seleka y garantizar la paz en el país se ha complicado mucho debido a la rápida emergencia de otra milicia rival: los anti-balaka, que no tienen una autoridad central. Además, el conflicto ha tomado una deriva sectaria, de cristianos contra musulmanes, y numerosas armas se encuentran entre la población civil. La Seleka ha amenazado también varias veces con dividir el país en dos. A mediados de septiembre debería comenzar el despliegue de 12.000 cascos azules de Naciones Unidas que tomarían el relevo de la MISCA. En principio, los franceses seguirían hasta que la nueva fuerza de la ONU esté plenamente operativa. Según me explicó el jefe del destacamento español el Libreville, el teniente coronel Rafael Muñoz García, el apoyo del ejército español a la Operación Sangaris seguirá en principio hasta que los franceses den por terminada su misión, siempre dependiendo de la decisión del gobierno español.

Además de este contingente español de apoyo a la Operación Sangaris, desde hace apenas dos semanas hay también 75 militares españoles en Bangui. Forman parte de otro contingente internacional, el de la Unión Europea, conocido como Eurofor, en el que participan otros países como Francia, Letonia, Italia y Austria. A finales de junio la Eurofor debería llegar a 800 militares. El contingente español en Bangui lo forman guardias civiles y grupos de Operaciones Especiales. Tienen como misión participar en el mantenimiento de la seguridad en los barrios próximos al aeropuerto, que son los más conflictivos de la capital centroafricana, y contribuirán también a la formación de las fuerzas de seguridad del país, que actualmente necesitan una seria reestructuración. El pasado domingo comenzó una campaña de desarme voluntario en la capital, que hasta la fecha no ha dado muchos resultados.

Actualmente, las Fuerzas Armadas Españolas tienen desplegados en el exterior unos 1.300 militares que participan en siete misiones diferentes. Afganistán y Líbano son los países donde a los españoles nos suena más que hay militares de nuestro país en misiones internacionales. En África, además de estos dos contingentes que forman parte de las fuerzas de estabilización en Centroáfrica, hay también soldados españoles en la misión de la OTAN contra la piratería en Somalia, además de pequeños contingentes de apoyo a las operaciones internacionales en Malí y en el propio territorio somalí. En los últimos años las Fuerzas Armadas Españolas también han participado en otras misiones, sobre todo humanitarias y de observación: en Mozambique, en Darfur (Sudán) y en la República Democrática del Congo , además de haber entrenado al nuevo ejército de Somalia en una base militar de Uganda.

Los militares españoles que apoyan a las fuerzas internacionales en Bangui desempeñan una labor que tiene que ver más con la logística, mientras que los que están ya desplegados en la capital centroafricana están más en primera línea, con el consiguiente riesgo que pasa quien está en un lugar donde la situación es impredecible. Habrá quien elabore teorías de la conspiración para decir que detrás de estas intervenciones hay intereses económicos empresariales o supuestos intereses turbios para enriquecerse.

Este bloguero, por su parte, que cuando cuenta algo intenta ver las cosas desde cerca ,puede decir dos cosas: que desde el año pasado todas las personas con las que he tratado en la República Centroafricana repiten una y otra vez que sin una intervención de fuerzas internacionales no habrá nunca paz en su país. Y también he visto a militares españoles, algunos jóvenes y otros ya no tanto, llegar a un país africano desconocido con el hándicap de no saber su lengua oficial, interesarse por conocer la situación, tratar con respeto a sus habitantes y emprender una tarea que les han encomendado con ilusión y profesionalidad, por sueldos que no distan mucho de los de un mileurista, aceptando que asumen riesgos y que estarán bastantes meses separados de sus familias, realizando un trabajo por el que piensan que dejar el pabellón español muy alto aunque no tengan apenas ningún reconocimiento en la opinión pública española. Por eso, no me extraña que alguno de ellos se vea pagado con creces cuando un muchacho de un colegio de Libreville se levanta para decirle “muchas gracias por haber venido a ayudar a nuestros hermanos centroafricanos”.

Original en : En Clave de África



Comentarios
Las opiniones expresadas en estos comentarios no representan necesariamente el punto de vista de la Fundación Sur. La Fundación Sur no se responsabiliza de las opiniones vertidas por los usuarios



- - - - - - - - -
Agustín Velloso comentó de Militares españoles en las fuerzas de pacificación de Centroáfrica, por José Carlos Rodríguez Soto...

Lamento mucho que el autor, a quien conozco, leo y respeto, ha escrito un artículo que nunca creí que podría atribuirle.

España vende armas en África -y más allá- a todo el que se las compra, más de 400 millones de euros en los años pasados.

España se relaciona con y apoya sin problemas a dictadores africanos y al tiempo a sus enemigos y a los imperialistas que se alían alternativamente con unos y otros siempre en perjuicio de los inocentes.

Aunque no hay duda de que el autor conoce el país, lo mismo puede decirse de otros autores (entre los que no me encuentro) y con los que me identifico completamente en este caso concreto de la intervención española, especialmente en su juicio sobre la operación Sangaris y por consiguiente denuncio el nuevo "papelón" humanitario del Reino de España:

"The blatant cynical move by France in Operation Sangaris sends shivers throughout the entire sub-Saharan Africa. The reawakening, exploitation, and exacerbation of indigenous crises and enmities in order to create excuses for the French-led intervention know no borders."

http://southsudanstudies.com/?p=122

Francia está en la RCA por el Uranio y España detrás por lo mismo (o sea, las migajas, como corresponde a un país imperialista de segunda), igual que en la operación Atalanta, en Mali, Somalia, Libia, Ruanda, Niger, Chad, y donde le llamen los imperialistas de primera.

Igual que País bien vale una misa, bien vale enviar militares a salvar a veinte o treinta familias de la RCA, si a cambio nos quedamos con el control del país mientras el resto de sus habitantes seguirán muriendo. Las oportunidades de negocio aparecen de muchas maneras.

¿Desde cuando la España exportadoras de armas, partícipe en guerras de agresión y expoliadora de países y razas inferiores es una ong, una orden religiosa o una sociedad filantrópica?




Agregar un comentario