En cumplimiento de la legislación vigente, solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web.
Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies
Más información
| ACEPTO

Fundación Sur
Revista
Radio
Foro de Emprendedores

África en la Escuela
AfroIslam
Taller de Radio


Búsqueda personalizada


Blog Académico
Declaración de James K. Gasana ante la Misión de información francesa sobre Ruanda
...leer más...
Africanos en Alemania : La estigmatización de los bastardos de Renania, por Carlos A. Font Gavira
...leer más...
El candomblé y el tiempo, por Reginaldo Prandi
...leer más...
Estrategia para un objetivo preciso: el pueblo, sujeto soberano de la democracia, por Benjamín Forcano
...leer más...
La miopía política de España en el Sáhara y el surgimiento del Frente Polisario
...leer más...

Blog Académico

Noticias
Hombres armados secuestran a cuatro personas en Nigeria
...leer más...

Nuevas protestas de los padres afectados por el secuestro de sus hijos en Nigeria
...leer más...

El presidente de Eritrea visita Sudán para aliviar posibles fricciones
...leer más...

La UE y EE.UU. sugieren métodos alternativos en la lucha de Nigeria contra Boko Haram
...leer más...

Sudán ratifica la Convención sobre los derechos de la mujer, con excepciones
...leer más...

Alerta inestabilidad: Una moción de censura contra Zoe Kabila en RD Congo
...leer más...

Gabón quiere ser readmitido en el grupo de la Iniciativa para la Transparencia de las Industrias Extractivas
...leer más...

Un muerto al pisar una mina un coche de una misión católica en la República Centroafricana
...leer más...

El periodista francés secuestrado en Malí aparece en un vídeo pidiendo su liberación
...leer más...

Biden no ha tomado por el momento ninguna decisión respecto a la cuestión del Sáhara Occidental
...leer más...

Estados Unidos apoya la distribución mundial de las vacunas de coronavirus a precio de costo
...leer más...

Estados Unidos apoya el plan estratégico de eliminación de la malaria de Sierra Leona
...leer más...

Las principales empresas africanas tecnológicas colaboran para impulsar la transformación digital del continente en 2021
...leer más...

Museveni tendrá una investidura con presencia internacional
...leer más...

Uganda interviene para mediar en las negociaciones de la presa del Renacimiento
...leer más...


Noticias

Bitácora Africana
Punto muerto en la campaña de vacunación en África, por Marco Cochi
...leer más...
El obispo electo de Rumbek herido en un atentado, por José Carlos Rodríguez Soto
...leer más...
Paulo Duarte nuevo seleccionador de la selección de fútbol de Togo
...leer más...
Rutas del narcotráfico mexicano en África, por Carlos Luján Aldana
...leer más...
África quiere algo más que turistas que se abrazan con niños en Instagram, por Bartolomé Burgos
...leer más...

Bitácora Africana

Inicio > REVISTA > Opinión >

La juventud africana empujada a la servidumbre
18/03/2011 -

Las juventudes africanas se encuentran en un gran dilema.

Ven como sus líderes longevos retienen las voces discrepantes sin el debido proceso, roban al pueblo a través de la corrupción, cometen fraude electoral, masacres contra las poblaciones, e incluso cómo les bombardean como ha ocurrido recientemente en Libia.

Uno hubiera pensado que los juguetes y jugar con juguetes eran solo para los niños.

En África no, la juventud ve consternada cómo sus líderes juegan con sus juguetes -lujosos coches, motos y jets privados.

Hambrientos y enojados, los jóvenes se quedan mirando al borde del camino.

En lugar de criticar a Estados Unidos por repartir miles de millones de chelines para influenciar a los jóvenes kenianos, cualquiera que no forme parte de la juventud debería pararse a pensar sobre el rol que juega en el dilema a que se enfrentan estos jóvenes.

Debido a las circunstancias los jóvenes africanos se ven obligados a optar por preferir tener los padres de sus vecinos, simplemente porque viven en un hogar muy violento y abusivo.

Los que andan con juguetes

Vemos a muchas parejas extranjeras llevando en sus carritos a niños adoptados de Kenia, que supuestamente fueron abandonados en algún contenedor o baño.

Conocí a un ciudadano europeo originario del África Occidental resentido porque nunca había logrado superar el hecho de que sus padres lo “vendieran” a un país donde se respeta tan poco a los negros.

En el remoto país de Kenia, puedes ver “proyectos de desarrollo” dirigidos por ONG internacionales y gobiernos extranjeros.

En la ciudad se ven enormes construcciones privadas para las familias con conexiones políticas. Los otros padres, simplemente, “se preocupan más” que los kenianos.

La única vez que “los que andan con juguetes” muestran algún interés por la juventud africana es en tiempo de elecciones.

Durante las campañas políticas, les dan paseos gratuitos a los jóvenes en sus juguetes, el alcohol fluye gratuitamente, e incluso les dan acceso a los números de teléfono de la élite política.

Después de las elecciones, se cambian los números de teléfono, los líderes se rodean de guardaespaldas que empujan fuera del camino a los jóvenes. Esto se ha convertido en un ciclo que se repite cada cinco años.

El respeto por los mayores en los países occidentales se debe al hecho de que han contribuido a construir sus países trabajando, a través de los impuestos y yendo al servicio militar.

¿Cómo podemos esperar que la juventud respete a aquellos que han robado y bombardeado su futuro?

Nuevas ideas

He tenido el honor de dirigirme a los jóvenes europeos en foros apoyados por el sector privado y el gobierno, que proporcionan a estas juventudes la oportunidad de debatir sobre cuestiones que afectan a la sociedad.

En Estados Unidos, se los conoce como escuelas de verano.

Las juventudes de los países desarrollados acceden al liderazgo con el objetivo de avanzar. Contribuyen a las cuestiones nacionales.

Son enviados por todo el mundo como asistentes y vuelven con nuevas ideas que insuflar en sus sistemas nacionales.

Esto no ocurre en África, donde los jóvenes no conocen ni su propia historia, como en la película “Los dioses deben estar locos” en la que van a pié buscando el final del mundo.

La competencia global para dominar y controlar los recursos es desagradable y es conocida por no tomar prisioneros.

Cegados por los beneficios a corto plazo que supone echarle la culpa al vecino, las familias africanas están, lenta pero firmemente, desheredando a sus hijos.

Cuando el 42, 3 por ciento (de los cuarenta millones de kenianos) menores de catorce años lleguen a los cincuenta se habrán convertido en siervos de las potencias mundiales.

¿Podrán los líderes de hoy en día o los líderes de la juventud solucionar esto? No, porque su software y su sistema operativo está ya corrompido.

JAMES SHIKWATI

El señor Shikwati es director de la Red Económica Interregional.

Publicado en Africa Review, Kenia, el 9 de marzo de 2011.

Traducido por Alicia Roca Canales, alumna de la Universidad Pontificia Comillas de Madrid Traducción/Interpretación, colaboradora en la traducción de algunos artículos.


Comentarios
Las opiniones expresadas en estos comentarios no representan necesariamente el punto de vista de la Fundación Sur. La Fundación Sur no se responsabiliza de las opiniones vertidas por los usuarios