En cumplimiento de la legislación vigente, solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web.
Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies
Más información
| ACEPTO

Fundación Sur
REVISTA
Radio
Foro de Emprendedores

África en la Escuela
AfroIslam
Taller de Radio


Búsqueda personalizada


Blog Académico
Declaración de James K. Gasana ante la Misión de información francesa sobre Ruanda
...leer más...
Africanos en Alemania : La estigmatización de los bastardos de Renania, por Carlos A. Font Gavira
...leer más...
El candomblé y el tiempo, por Reginaldo Prandi
...leer más...
Estrategia para un objetivo preciso: el pueblo, sujeto soberano de la democracia, por Benjamín Forcano
...leer más...
La miopía política de España en el Sáhara y el surgimiento del Frente Polisario
...leer más...

Blog Académico

Noticias
Biden no ha tomado por el momento ninguna decisión respecto a la cuestión del Sáhara Occidental
...leer más...

Estados Unidos apoya la distribución mundial de las vacunas de coronavirus a precio de costo
...leer más...

Estados Unidos apoya el plan estratégico de eliminación de la malaria de Sierra Leona
...leer más...

Las principales empresas africanas tecnológicas colaboran para impulsar la transformación digital del continente en 2021
...leer más...

Museveni tendrá una investidura con presencia internacional
...leer más...

Uganda interviene para mediar en las negociaciones de la presa del Renacimiento
...leer más...

La junta de Chad nombra un gobierno de transición
...leer más...

Macron defiende la creación de un “New Deal” para las economías africanas
...leer más...

La Corte Suprema de Malaui declara la pena de muerte como inconstitucional
...leer más...

135 países tendrán un mayor acceso a los auto-test de VIH
...leer más...

Un ataque yihadista deja 30 muertos y 20 heridos en Burkina Faso
...leer más...

La República Democrática del Congo anuncia el fin del brote de ébola
...leer más...

Las Noticias de la República Democrática del Congo (2021-04-16 / 2021-04-30), edición quincenal en francés de Luc de l’Arbre
...leer más...

“Señor Tshisekedi, queremos actos”, reclama el doctor Mukwege
...leer más...

Muere inesperadamente la reina zulú Mantfombi Dlamini
...leer más...


Noticias

Bitácora Africana
El obispo electo de Rumbek herido en un atentado, por José Carlos Rodríguez Soto
...leer más...
Paulo Duarte nuevo seleccionador de la selección de fútbol de Togo
...leer más...
Rutas del narcotráfico mexicano en África, por Carlos Luján Aldana
...leer más...
África quiere algo más que turistas que se abrazan con niños en Instagram, por Bartolomé Burgos
...leer más...
Fallece Idriss Deby: un presidente guerrero, por Gaetan Kabasha
...leer más...

Bitácora Africana

Inicio > AfroIslam >

Mikel Larburu

Mikel Larburu es un Misionero de África (Padres Blancos) nacido en Zumaya (Guipuzcoa). Ha estado trabajando por la sociedad argelina durante más de cuarenta años, especialmente con la formación profesional de la juventud del Sahara. Actualmente trabaja en un proyecto de Europa - Islam en Bruselas y es el coordinador de la sección "AfrIslam" del Portal del Conocimiento sobre África de la Fundación Sur.

Ver más artículos del autor

África: diversidad y alianzas de los movimientos islamistas armados
28 de mayo de 2012

28/05/2012 Le Monde fr. Por Julien Théron, politólogo

De los « shebab » somalíes al Qaida del Magreb islámico (AQMI), pasando por el grupo nigeriano Boko Haram, el islam radical se ha convertido en una componente geopolítica mayor en África. Su aparente unidad ideológica esconde en realidad una gran diversidad, pero estos grupos radicales sin embargo tienden a una cierta convergencia para sus objetivos.

A pesar de la idea común de un monopolio de Al Qaida sobre los grupos islamistas africanos, en realidad es menos AQMI que el Grupo islámico armado argelino, su ancestro, que sirve de ejemplo a varios grupos armados. Han adoptado su estructura por falanges combatientes armados autónomos, pero sobre todo una ideología relativamente localista y una operacionalidad fundada menos sobre la dispersión geográfica que sobre la acción local.

Así, en Somalia, la Unión de los tribunales islámicos ha emergido como un movimiento islámico de elementos dispersos, antes de escindirse. Son dos las ramas radicales que se han separado: las famosas milicias “Shebab” y el “Hizbul Islam” pero se han vuelto a fusionar bajo el estandarte negro de los “shabab”. A pesar de estar en contacto con Al Qaida en la península arábica, la guerra de jefes y la caída del régimen en Yemen ha provocado una cierta toma de distancias con el Qaida.

Los “shebab” luchan sobre todo por una toma de poder en Somalia. Por otra parte el islam somalí es bastante peculiar e históricamente ligado al sufismo, incluso si una parte de los shebab están ya influenciados por las ideologías wahabita, salafista o de los Hermanos musulmanes egipcios.
De la misma manera, en Nigeria, el grupo Boko Haram, aún estando influenciados por los movimientos salafista y taliban, practica un islam heterodoxo que tira más hacia la cultura africana que al rigorismo islámico.

Y si la subida sociológica de Boko Haram (“la educación occidental es pecado”) es comparable a la del movimiento taliban, en realidad es menos por una adhesión a los principios fundamentalistas que por una contestación política del poder reinante.

En Mali, se pueden encontrar toda la diversidad de los grupos islamistas del continente africano. Además de la presencia de AQMI, que lleva operaciones incluso fuera del continente, son varios los grupos que han emergido en la mitad norte del país después de la conquista de los tuaregs secesionistas. Estos grupos se singularizan por sus objetivos diferentes. Ansar Dine, primeramente, es un movimiento islamista pero dirigido por un tuareg, Iyad Ag Ghali, que vivió en Arabia Saudita. Parece que estaría en contacto,a la vez, con AQMI y los independentistas tuaregs pero que no serían ni internacionalistas ni secesionistas. Preferirían instaurar un régimen islamista en el conjunto del país.

Otro grupo activo, el Movimiento por la unicidad del jihad en África occidental (Mujao) constituye un grupo yihadista regional dirigido por un mauritano, Hamada Uld Jairu, que reivindica la incorporación entre otra gente, de los tuaregs de Niger y Chad. Dicen que se inscriben en la lógica de Aqmi y de Ansar Dine, pero también de los shabab somaliens y de los islamistas del Oriente Medio o Asia. Su finalidad sería de extender el yihadismo a toda el África Negra.

Internacionalista, pero aplicado a la región del África del Oeste, proponiendo la instauración de la charia, su aplicación va más allá que la cuestión territorial. AQMI, Mujao y Ansar Dine constituyen por lo tanto tres facetas del islamismo radical en el Sahel cuyas ideologías y objetivos se distribuyen por lo tanto según un coeficiente islamista-nacionalista.

Por otra parte, y esto constituye una componente importante, Boko Haram habría enviado al Norte del Mali combatientes de Niger y Nigeria. Coordinarían junto con AQMI operaciones que al final tomarían la cabeza de más o menos grupos que van surgiendo localmente, que a pesar de ser de inspiración religiosa sensiblemente diferente entre ellas, estarían muy unidas a sus regiones de origen.

Si estos movimientos diferentes están de acuerdo entre ellos para rechazar el Occidente libertario y regímenes locales corruptos, sin embargo difieren ampliamente por sus orígenes geográficos, sus ideologías religiosas, sus reivindicaciones políticas así como por sus maneras operacionales.

Pero hay que reconocer que frente a la ausencia crónica de mejora de las condiciones de la vida local, el radicalismo de oposición que les une está en plena expansión. Y precisamente es en esa oposición común donde sacan energías para una convergencia estratégica. La lucha contra estos grupos no puede limitarse a una cuestión de seguridad, porque el riesgo no sería de debilitarlos sino al contrario, reforzarlos tanto sus movimientos locales como la alianza entre ellos, de este al oeste del continente africano.


Comentarios
Las opiniones expresadas en estos comentarios no representan necesariamente el punto de vista de la Fundación Sur. La Fundación Sur no se responsabiliza de las opiniones vertidas por los usuarios