En cumplimiento de la legislación vigente, solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web.
Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies
Más información
| ACEPTO

Fundación Sur
REVISTA
Radio
Foro de Emprendedores

África en la Escuela
AfroIslam
Taller de Radio


Búsqueda personalizada


Blog Académico
Más allá de Darfur: las guerras olvidadas de Sudán, por Juan Bautista Cartes
...leer más...
Pobreza y exclusión de los pueblos y mujeres afrodescendientes, por Epsy Campbell Barr
...leer más...
África en el ADN o la reconstrucción de la memoria negra a partir de las huellas colombianas, por Johari Gautier Carmona / ( Afribuku)
...leer más...
El habla afroboliviana en el contexto de la “reafricanización” , por John M Lipski
...leer más...
El contexto colonial africano y el desarrollo de la antropología, por Nuria Fernádez Moreno
...leer más...

Blog Académico

Noticias
Kassory Fofana nombrado Primer Ministro de Guinea por Alpha Condé
...leer más...

17 personas muertas y otra gravemente herida en un ataque en Níger cerca de la frontera con Malí
...leer más...

Día de la Afrocolombianidad, 167 años de abolición de la esclavitud en Colombia
...leer más...

El cantante PilAto liberado bajo fianza en Zambia
...leer más...

El “sí” gana el referéndum constitucional de Burundi con más del 70%
...leer más...

Continúa la carestía de combustible en Sudán
...leer más...

El Gobierno de la República Democrática del Congo administra una vacuna experimental contra el ébola
...leer más...

Burundi aprueba el referéndum que extiende el poder de Nkurunziza hasta 2034
...leer más...

La plataforma "Ensemble" denuncia la prohibición de sus manifestaciones en la República Democrática del Congo
...leer más...

Un nuevo aliento para las viejas medinas de Marruecos
...leer más...

El presidente de Zimbabue anunciará la fecha de las elecciones a finales de mayo
...leer más...

Dos pacientes con ébola recuperados y fuera de peligro
...leer más...

El Fiscal general de Etiopía demandará a la compañía holandesa HPFI por la patente del grano de teff
...leer más...

Cumbre del Congreso Nacional Africano sobre la propiedad de la tierra en Sudáfrica
...leer más...

El presidente de Ghana recibirá a la oposición de Togo
...leer más...


Noticias

Inicio > Bitácora africana >
-

Caballero, Chema

Chema Caballero nacido en septiembre de 1961, se licenció en derecho en 1984 y en Estudios eclesiásticos en 1995 Ordenado Sacerdote, dentro de la Congregación de los Misioneros Javerianos,
en 1995. Llega a Sierra Leona en 1992, donde ha realizado trabajos de promoción de Justicia y Paz y Derechos Humanos. Desde 1999 fue director del programa de rehabilitación de niños y niñas soldados de los Misioneros Javerianos en Sierra Leona. En la , desde abril de 2004 compaginó esta labor con la dirección de un nuevo proyecto en la zona más subdesarrollada de Sierra Leona, Tonko Limba. El proyecto titulado “Educación como motor del desarrollo” consiste en la construcción de escuelas, formación de profesorado y concienciación de los padres para que manden a sus hijos e hijas al colegio.

Regresó a España donde sigue trabajndo para y por África

Tiene diversos premios entre ellos el premio Internacional Alfonso Comín y la medalla de extremadura.

Es fundador de la ONG Desarrollo y educación en Sierra Leona .

En Bitácora Africana se publicarán los escritos que Chema Caballero tiene en su blog de la página web de la ONG DYES, e iremos recogiendo tanto los que escribió durante su estancia en Sierra Leona, donde nos introduce en el trabajo diario que realizaba y vemos como es la sociedad en Madina , como los que ahora escribe ya en España , siempre con el corazón puesto en África

www.ongdyes.es

Ver más artículos del autor


Desconocimiento, por Chema Caballero

17 de febrero de 2011.

El otro día quedé con Eduardo y Sewo. Uno es de Mozambique y el otro de Cabinda, y están realizando estudios de doctorado. Hallé a los dos muy indignados porque, en el bar donde tomábamos café, habían encontrado un ejemplar de Alfa y Omega, el suplemento religioso (católico, mejor dicho) que regala el periódico ABC, donde había una columna firmada por Soledad Porras Castro, titulada: Manos Unidas (www.alfayomega.es/Revista/2011/724/14_conojosdemujer.html).

La columna, en sí, no está mal y alaba la labor de Manos Unidas e invita a echarle una mano en el trabajo que hace. Lo que molestó a mis amigos fue el desconocimiento que la columnista mostraba al decir: “Un euro para nosotros no es nada, pero, para África, con un euro come una familia dos días”. Sewo, el más beligerante de los dos, me hacía ver que esa frase contenía muchos de los tópicos africanos que se transmiten continuamente en los medios de comunicación europeos, como el querer equiparar la familia africana (la llamada familia extendida) a la europea (familia nuclear), el reducir la pobreza a un tema simplemente económico, el no tener ni idea de lo que cuesta un plato de arroz en África (unos 25 céntimos, me decían ellos, por lo que aunque fuera una familia de cuatro personas, como las europeas, comerían solo un día y una sola vez, es decir, malcomerían)…

Esta conversación me trajo a la cabeza la famosa obra del escritor keniata, Binyavanga Wainaina, ¿Cómo escribir sobre África? Tengo una edición en inglés que me regaló mi amiga Carmina, en ella, el autor da algunos consejos a los que escriben sobre ese continente [En castellano se encuentran en www.africafundacion.org/IMG/pdf/africanaNoviembre_09_12.pdf donde, en la página 19 y siguientes, se pueden ver con más detalle]. Se pueden resumir en:

a) En tu texto trata a África como si fuera un solo país […] No te enredes con detalles y descripciones precisas. África es grande: 54 países y 900 millones de personas que están demasiado ocupadas pasando hambre, muriendo, guerreando y emigrando para leer tu libro.

b) Nunca pongas la imagen de un africano de clase media en la portada de tu libro, ni dentro, a no ser que haya ganado un premio Nobel. Un AK-47, costillas prominentes, pechos desnudos: utiliza éstas.

c) Temas tabú: escenas ordinarias de la vida cotidiana, amor entre africanos (a no ser que esté relacionada con la muerte), referencias a escritores africanos o intelectuales, la mención de niños que van al colegio y que no sufren virus, ni Ébola, ni mutilación genital femenina.

d) Entre los personajes no puede faltar la africana hambrienta, que vaga por el campo de refugiados prácticamente desnuda y espera la benevolencia de Occidente. Sus hijos tienen moscas alrededor de los ojos y tripas hinchadas. Sus pechos están planos y vacíos. Debe aparecer como una mujer completamente indefensa. No debe tener ni pasado ni historia; estas pequeñas diversiones arruinan el dramatismo
del momento. Los gemidos y las quejas son buenos.

e) Asegúrate de que muestras cómo los africanos tienen la música y el ritmo profundamente arraigados en sus almas y comen cosas que ningún otro humano come. No menciones el arroz, la ternera o el trigo; el cerebro de mono es el preferido en la cocina africana, junto a la cabra, la serpiente, los gusanos, las larvas y todo tipo de carne de caza. En tu texto, muestra cómo fuiste capaz de comer dicha carne sin estremecerte y, por supuesto, describe cómo aprendiste a apreciarlo, porque África te importa.

f) Hablar generalizando es bueno. Evita que los personajes africanos se rían o luchen para educar a sus hijos. O mejor, simplemente evita representarlos en circunstancias mundanas. Los personajes africanos deben ser coloridos, exóticos, más grandes que la vida, pero vacíos por dentro, sin diálogo, sin conflictos o resoluciones en sus historias, sin profundidad o rarezas que confundan la causa.

g) El africano moderno es un hombre gordo que siempre roba, se niega a dar permisos de trabajo a los occidentales cualificados que de verdad se preocupan por África, es un enemigo del desarrollo y siempre utiliza su puesto gubernamental para dificultar el trabajo a los pragmáticos expatriados de buen corazón que quieren poner en marcha una ONG.
h) Recuerda: cualquier trabajo en el que la gente aparezca mugrienta y miserable será alabado como la “África real”, y eso es precisamente lo que tú quieres que ponga en la contraportada de tu libro. No sientas malestar por esto: estás intentando ayudarles para conseguir ayuda de Occidente.

Original en http://www.ongdyes.es/blog/



Comentarios
Las opiniones expresadas en estos comentarios no representan necesariamente el punto de vista de la Fundación Sur. La Fundación Sur no se responsabiliza de las opiniones vertidas por los usuarios