En cumplimiento de la legislación vigente, solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web.
Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies
Más información
| ACEPTO

Fundación Sur
REVISTA
Radio
Foro de Emprendedores

África en la Escuela
AfroIslam
Taller de Radio


Búsqueda personalizada


Blog Académico
Derechos humanos y democracia en Guinea Ecuatorial
...leer más...
Promoción de las inversiones españolas en África subsahariana: Recomendaciones y conclusiones, por José María Mella [et al.]
...leer más...
Inversión empresarial española en África subsahariana, por José María Mella [et al.]
...leer más...
África en el ADN: una reconstrucción de la memoria negra en Colombia, por Johari Gautier Carmona
...leer más...
Arte y neocolonialismo. Un repaso a los museos históricos de la República del Congo, por Joan López Alterachs
...leer más...

Blog Académico

Noticias
602 exmiembros de Boko Haram juran lealtad a la República Federal de Nigeria
...leer más...

Marruecos no ha ofrecido asilo al Imam Dicko tras las revueltas en la capital de Malí
...leer más...

El nuevo presidente de Malaui acusado de nepotismo en la elección del gabinete
...leer más...

La reforma legislativa en Sudán termina con el delito de apostasía
...leer más...

Decapitaciones en Malí
...leer más...

La sangre se pagará por adelantado en Zimbabue
...leer más...

Sudán promulga oficialmente una ley que garantiza la libertad de las mujeres
...leer más...

El Jefe del Alto Consejo de Estado de Libia elegido por tercer mandato consecutivo
...leer más...

Egipto condena el ataque los huzíes contra objetivos “civiles” en Arabia Saudí
...leer más...

Se estrella un helicoptero del ejército de Kenia
...leer más...

La subida de las aguas del océano amenaza la costa de Togo
...leer más...

La hija de Mandela muere en Sudáfrica
...leer más...

La comunidad internacional pide la liberación de los líderes de las protestas del fin de semana en Malí
...leer más...

Ndola Teaching Hospital de Zambia se queda sin instrumental para tratar a personas con problemas renales
...leer más...

Reorganización ministerial en Sudán
...leer más...


Noticias

Inicio > Bitácora africana >
-

Rodríguez Camejo, Raquel

Periodista freelance. Licenciada en Ciencias de la Comunicación por la UDELAR (Universidad de la República de Uruguay). Especialista en Información Internacional y Países del Sur por la UCM (Universidad Complutense de Madrid). Actualmente cursando Máster de Investigación sobre Globalización y Desarrollo de la Universidad del País Vasco y HEGOA (Instituto de Estudios sobre Desarrollo y Cooperación Internacional). Curso de Nuevas Tendencias en la Comunicación (Universidad Pontificia de Salamanca). Cursos de Cooperación al Desarrollo (Universidad de La Rioja). Cursos de “Gestión de Voluntariado en ONG’s” - MPDL (Movimiento por la Paz y el Desarme - Madrid). Blog personal:

http://knowingafrica.blogspot.com.es/

Ver más artículos del autor


Violación de derechos humanos de los migrantes, en la Frontera Sur, por Raquel Rodríguez

26 de mayo de 2009.

“ A veces , cadáveres humanos se enganchan a las redes. Generalmente se tiene orden de echarlos. Lo que viene del mar, se devuelve al mar: es lo que dice el capitán”

“Pescadores de hombres” C. Simon (Le Monde 14/09/2007)

Detrás de la inmigración clandestina por vía marítima, del control de las fronteras, las repatriaciones y las expulsiones colectivas se encuentra un verdadero drama humano. No sólo nos referiremos a las cifras incontables de muertos que han perecido en su intento de llegar a Europa sino a los que sobreviven, a los que han llegado a las costas españolas de Canarias y se han quedado en esta tierra intentando sobrevivir en situación ilegal y sin trabajo. Personas que por una u otra razón no pueden ser expulsadas, ya sea porque no hay convenios de repatriación o porque sencillamente no han podido ser identificadas.
Otros han sido expulsados al país de origen o aquellos países que tienen convenios de readmisión, como es el caso de Mauritania, después de permanecer en centros de internamiento en España Y personas que sin haber salido de África se les acusa de estar “preparando el viaje” y se las encierra en centros de internamiento como medida de prevención. Presentaremos aquí el caso Guantanamito” en Mauritania.

“Guantanamito” CEI (Centro de Internamiento) en Mauritania

La presión que la UE y España ejercen sobre Mauritania en materia de inmigración, mediante los acuerdos de repatriación y admisión está provocando que las fuerzas de seguridad del país africano arresten "arbitrariamente y sin pruebas" a cientos de emigrantes para luego expulsarles sin garantías jurídicas y "vulnerando sus derechos humanos", según Amnistía Internacional (1) España construyó con fondos de la UE un Centro para Inmigrantes en Nuadibú, para lo que desplazó a un equipo de 35 ingenieros militares, expertos en construcción de campamentos.

El Centro está preparado para albergar hasta 250 personas, según la Luna Roja Mauritana, pero siempre está atestado y en condiciones "deplorables", según dicha organización. "Los baños están mal y la ventilación es un problema con hasta 40 inmigrantes en una habitación individual”. El centro de detención es una antigua escuela restaurada con cooperación española en 2006, en que las tiendas de campaña y la cocina instaladas en su momento por España en el centro han desaparecido.

Este centro de detención de Nuadibú es un limbo legal conocido como “Guantanamito”, por su semejanza con Guantánamo, donde los emigrantes a menudo son maltratados y permanecen hacinados mientras esperan a ser enviados a Malí y Senegal, independientemente de su país de origen. Se les traslada desde Mauritania a los países con frontera más cercana, pero no necesariamente son de esos países, debido a que el traslado en autobús es menos costoso que otros medios de transporte.

Los acuerdos de readmisión y sus cláusulas firmados entre España y Mauritania establecen compromisos recíprocos para la devolución de ciudadanos de sus propios países o de cualquier tercer país que haya entrado irregularmente en el territorio de una de las dos partes.
En cumplimiento de estos acuerdos Mauritania detiene en su territorio arbitrariamente a personas solo por la simple sospecha de que pueden estar planeando viajar hacia Canarias. Se les detiene porque se les encuentra “vestidos con dos chaquetas”, lo que les convierte en sospechoso por usar vestimenta abrigada. Muchas de estas detenciones afectan a personas que residen legalmente – aunque de otros países africanos – y se encuentran trabajando en el país.
También hay denuncias de abusos de la fuerza militar mauritana que roba y maltrata a los detenidos. Aún en el caso de que efectivamente se compruebe que los migrantes planean venir a España y sean detenidos infragantes cuando se disponen a partir, se está cometiendo un delito por parte del Gobierno Mauritano ya que “Estos inmigrantes no han hecho nada malo porque, por lo menos actualmente, en Mauritania, salir del país no constituye un delito” según denuncia la ONG Amnistía Internacional.

Mauritania cumple con los acuerdos de readmisión firmados con España , violando los derechos humanos de los inmigrantes, pero no es el único culpable de esta acción. España y la UE derivan en los países de origen de los migrantes las responsabilidades, obligándoles a ser la “policía de Europa”. Primero fue Marruecos, ahora Mauritania, y seguirán otros. La solución no pasa por blindar las fronteras, expulsar a los inmigrantes y “desentenderse del problema”, porque mientras siga habiendo hambre en África y comida en Europa, las personas seguirán llegando, por mar o caminando, pero seguirán intentándolo. También nosotros haríamos lo mismo, si estuviéramos en su lugar.

(1) ANMISTÍA INTERNACIONAL “Mauritania: Nadie quiere tener nada que ver con nosotros” (1 de Julio de 2008)



Comentarios
Las opiniones expresadas en estos comentarios no representan necesariamente el punto de vista de la Fundación Sur. La Fundación Sur no se responsabiliza de las opiniones vertidas por los usuarios