En cumplimiento de la legislación vigente, solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web.
Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies
Más información
| ACEPTO

Fundación Sur
Revista
Radio
Foro de Emprendedores

África en la Escuela
AfroIslam
Taller de Radio


Búsqueda personalizada


Blog Académico
Ruanda, creación africana del tratado de Versalles (1919), por Carlos A. Font Gavira
...leer más...
Adónde migran los africanos, por Pablo Moral
...leer más...
Resistencia política y creación literaria en Guinea Ecuatorial, por Joseph Desiré Otabela
...leer más...
El sincretismo religioso en la población afroamericana ¿un medio de liberación?. por Khady Diouf
...leer más...
"Ciudadanos, apátridas, exiliados y migrantes: la diáspora ecuatoguineana de la Comunidad de Madrid",
...leer más...

Blog Académico

Noticias
Omar al-Bashir preso en la prisión de Jartum
...leer más...

Zimbabue trata de combatir la deforestación
...leer más...

La tasa de desempleo en jóvenes continúa siendo muy alta en Namibia
...leer más...

Nuevas consideraciones LGTBI en Botsuana
...leer más...

Cinco países africanos han recurrido a la pena de muerte en 2018
...leer más...

El aeropuerto de Sudán del Sur continúa operativo
...leer más...

Colaboración internacional con Etiopía para controlar el incendio en el Parque Nacional de Simien
...leer más...

Desconvocada la huelga de profesores en Marruecos
...leer más...

Solo Namibia y Sudáfrica producen preservativos en la Comunidad de Desarrollo de África Austral (SADC)
...leer más...

El clero africano llora el incendio de Notre Dame de París
...leer más...

¿Quiénes son los médicos cubanos secuestrados en Kenia?
...leer más...

Muere un líder del Estado Islámico en un ataque aéreo en Somalia
...leer más...

La ONU alerta sobre el deterioro de la situación humanitaria en Mali
...leer más...

Continúan los saqueos en el Sáhara Occidental
...leer más...

Se profundizan las divisiones en el partido del presidente de Túnez
...leer más...


Noticias

Bitácora Africana
Sudáfrica se mide en las urnas, por Omer Freixa
...leer más...
Situación de la epidemia de Ébola de la República Democrática del Congo a 14 de Abril de 2019., por José Antonio Barra Martínez
...leer más...
El tren, por Rafael Muñoz Abad
...leer más...
Xavier Aldekoa: África indestructible, por Roge Blasco
...leer más...
III Congreso formativo en desarrollo sostenible , por Africaye
...leer más...

Bitácora Africana

Inicio > REVISTA > Noticias >

La prohibición del uso de plásticos en África Oriental
15 de abril de 2019

Los consumidores urbanos de Nairobi se han dado cuenta de que el plástico de un solo uso es perjudicial para el medio ambiente y están tomando medidas para encontrar otras alternativas. Los residentes están compartiendo sus opiniones sobre la necesidad de prohibir las botellas de plástico, pajitas y similares. Se espera que otros países en el resto del mundo continúen su ejemplo.

Hace relativamente poco tiempo se presentaron en el país varias alternativas a estos plásticos de manera que se creó una nueva generación de empresarias jóvenes e innovadoras, lo que, en una perspectiva general, supone la creación de nuevos puestos de trabajo, un nuevo mercado y productos innovadores para suplir el vacío creado por la ausencia de las bolsas de polietileno de un solo uso.

La Asamblea Legislativa de África Oriental (EALA) aprobó en 2016 el Proyecto de Ley de Control de Materiales de Polietileno y, cuando este proyecto de ley se aplique por completo, se prohibirá el uso total de estas bolsas en la Comunidad del África Oriental. Recientemente se ha adoptado otro proyecto de ley que busca prohibir su uso y venta pero solo por parte de los fabricantes. El plástico no solo contribuye al cambio climático cuando se fabrica sino que también lo hace durante su degradación. Un nuevo estudio ha demostrado que, cuando el plástico se expone a la luz solar, libera gases de efecto invernadero (metano y etileno). La investigación ha demostrado que el 94 % del plástico que acaba en el océano termina en el fondo marino y que, apenas el 1 % de esos plásticos marinos se encuentran flotando en la superficie. El 5 % restante suele acabar en las playas y se estima que en la actualidad hay entre cinco y cincuenta mil millones de partículas de plásticos en los océanos.

Antes de la prohibición de las bolsas de plástico en Kenia (2017), la industria distribuía aproximadamente 100 millones de bolsas al mes a los supermercados, lo que contribuía en gran medida a la contaminación de las fuentes terrestres y acuáticas. De las 4.000 toneladas de plásticos de un solo uso producidas cada mes, unas 2.000 acababan en las corrientes de desechos municipales del país. Los plásticos usados terminan siendo abandonados en la naturaleza, en vertederos, incinerados y, en el mejor de los casos, reciclados. La presión para el cambio se encuentra en mayor medida en los puntos de producción ya que las empresas de manufactura no tienen la responsabilidad de adoptar soluciones alternativas. Sin embargo, la prohibición de los plásticos conlleva sus propios desafíos, entre los que se encuentran el contrabando del material a través de las fronteras porosas. Las autoridades son quienes tienen que atacar esta red comercial del mercado negro para garantizar que se aplique esta prohibición.

El periodo de seis meses de adaptación establecido por La Autoridad Nacional de Gestión Ambiental (NEMA) fue satisfactorio para que los fabricantes y minoristas se aventuraran a ofrecer otras opciones respetuosas con el medio ambiente y viesen la aplicación de esta nueva ley. Este periodo también se utilizó para acabar con el stock de bolsas y para que los fabricantes ajustasen y cumpliesen con la directiva.

Existe un debate continuo sobre el reciclaje de plásticos de un solo uso para frenar la amenaza de contaminación. Solo alrededor del 9 % de los residuos plásticos se reciclan, el 12 % se quema y el 79 % restante termina en vertederos o en el medio ambiente. Kenia carece de la infraestructuras para llevar a cabo su reciclaje y los Gobiernos consideran esta inversión como un desperdicio de recursos por lo que se queman desechos y de esta manera se liberan humos muy tóxicos a la atmósfera, lo que conduce a la contaminación del aire. La amenaza real reside en el cambio de los productos que utilizamos y los combustibles que consumimos en lugar de confiar en el reciclaje como solución.

La limpieza nacional mensual organizadas por el Gobierno del Condado de Nairobi no debe interpretarse como una panacea para producir y reciclar más plásticos, sino como un esfuerzo comunitario para mantener los vecindarios más limpios. Si bien los esfuerzos de limpieza ayudan a reducir los problemas de basuras, no abordan el origen del problema e ignoran la contaminación plástica invisible: los microplásticos.

Es necesario detener la contaminación por plástico en las aguas eliminando los envases de plástico y los plásticos de un solo uso. Los consumidores urbanos tienen el poder de estar a la vanguardia en esta campaña. Si todos cambiamos nuestro comportamiento y comenzamos a usar otros materiales alternativos como el kiondo, un bolso de mano hecho de sisal, estaríamos instando a las empresas a reducir el empaquetamiento con plásticos y entonces estaríamos en el camino correcto para ganar la lucha contra la contaminación de los plásticos.

Fredrick Njehu

Fuente: Greenpeace Africa

[Edición y traducción, María Murillo Luque]

[Fundación Sur]


Artículos relacionados:

- Plan para acabar con los plásticos en África

- Namibia podría prohibir las bolsas de plástico dentro de dos años

- Enfrentamiento en África oriental por las bolsas de plástico

- A pesar de la ley, las bolsas de plástico se resisten en Senegal

- Cabo Verde declara la guerra a las bolsas de plástico

- Costa de Marfil prohíbe las bolsas de plástico

- Uganda combatirá las bolsas de polietileno con nuevos productos

- Una ley prohíbe bolsas y envases de plástico en Burkina Faso


Comentarios
Las opiniones expresadas en estos comentarios no representan necesariamente el punto de vista de la Fundación Sur. La Fundación Sur no se responsabiliza de las opiniones vertidas por los usuarios