En cumplimiento de la legislación vigente, solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web.
Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies
Más información
| ACEPTO

Fundación Sur
Revista
Radio
Foro de Emprendedores

África en la Escuela
AfroIslam
Taller de Radio


Búsqueda personalizada


Blog Académico
"Ciudadanos, apátridas, exiliados y migrantes: la diáspora ecuatoguineana de la Comunidad de Madrid",
...leer más...
La migración maliense en España: retornos «no asistidos» y movilidad transnacional, por Annalisa Maitilasso
...leer más...
El actual saqueo sistemático de los recursos africanos delata la más cruel esclavitud jamás impuesta sobre los pueblos de África, por Lázaro Bustince
...leer más...
El deseo de emigrar en África Subsahariana, por Mark Hugo Lopez
...leer más...
África Subsahariana, “se compra y se vende”, marginando a sus Pueblos, por Lázaro Bustince
...leer más...

Blog Académico

Noticias
El obispo de Bangassou asegura que el acuerdo de paz en la República Centroafricana fue “impuesto desde fuera a favor de los grupos rebeldes”
...leer más...

EE.UU retira a su personal no esencial de la embajada en Haití
...leer más...

El Gobierno español elimina la cita a la “libre determinación del pueblo saharaui”
...leer más...

La comunidad salesiana de Togo llora al padre César Fernández asesinado en la frontera con Burkina Faso
...leer más...

Una encuesta da ganador al Madem G-15 con el 35% de los votos. en las legislativas de Guinea Bissau
...leer más...

Idrissa Seck cree que "la victoria en la primera ronda en las elecciones senegalesas es posible"
...leer más...

El nuevo presidente de la RD Congo Tshisekedi habla con Kabila sobre la formación de un gobierno de coalición
...leer más...

El ejercito de Malí "neutraliza" a una decena de terroristas
...leer más...

Reino Unido y Estados Unidos se posicionan sobre el aplazamiento de las elecciones generales de Nigeria
...leer más...

La Comisión Electoral de Nigeria aplaza las elecciones presidenciales para el 23 de febrero
...leer más...

El parlamento de Egipto vota para permitir gobernar a Al Sisi hasta 2034
...leer más...

La misión electoral de la Unión Europea celebra el acuerdo entre candidatos nigerianos
...leer más...

Se teme que hayan muerto decenas de mineros ilegales en una mina de oro de Zimbabue
...leer más...

¿A dónde van los refugiados africanos?
...leer más...

Los líderes políticos piden al pueblo senegalés que cesen los enfrentamientos y la violencia
...leer más...


Noticias

Bitácora Africana
Kirina, una ópera africana de Serge-Aimé Coulibaly, por Afribuku
...leer más...
Discurso de Infantino en Etiopía, por Pancho Jaúregui
...leer más...
Oriol Baró escaladas en el macizo del Hoggar en el Sahara argelino, por Roge Blasco
...leer más...
Fallece Antonio Lozano, tejedor de palabras, por José Naranjo
...leer más...
Los creyentes en la Ley del Talión, por José Carlos Rodríguez Soto
...leer más...

Bitácora Africana

Inicio > REVISTA > Opinión >

Un análisis de las elecciones en la República Democrática del Congo (1/4)
11/02/2019 -

1) Joseph Kabila bajo la presión de sus vecinos

A lo largo del proceso electoral en la República Democrática del Congo (RDC), con diálogos y aplazamientos, los países de la región mantuvieron la presión sobre Joseph Kabila para que renunciara a un tercer mandato, juzgado como demasiado peligroso. Durante los dos últimos años, la crisis política y los sobresaltos trajeron consigo una afluencia regular de refugiados. La gestión de la crisis electoral en el Congo ha sido vista por muchos Estados como clave para la estabilización de la región de los Grandes Lagos.

“Pero ¿por qué arte de magia han sacado semejante comunicado?”, se encrespa un diplomático de la Unión Africana (UA) que el 18 de enero de 2019 pone en entredicho el derecho de reserva. “¿Qué haremos la vez próxima? “Pedir un nuevo recuento de votos en las próximas elecciones en Nigeria?”. La víspera, una decena de jefes de Estado del continente se habían reunido en la sede de la organización en Adís Abeba. Durante cinco horas, a puerta cerrada, debatieron sobre la crisis postelectoral de la RDC. El presidente saliente, Joseph Kabila, en el poder desde hacía 18 años, parece dispuesto a dejar su sillón a Félix Tshisekedi, hijo del opositor histórico, a la vez que se reserva el control de las Asambleas, nacional y provinciales. Siguiendo los pasos de la Iglesia católica y de algunos socios del Congo, africanos y occidentales, estos jefes de Estado africanos ponen en duda los resultados provisionales y exigen la suspensión de la publicación de los resultados definitivos, a la espera de la llegada a Kinshasa de una delegación cuatro días más tarde.

El que convoca esta “reunión consultiva de alto nivel” es, ironías de la historia, el ruandés Paul Kagame, presidente en ejercicio de la Unión Africana, elegido para un tercer mandato a la cabeza de su país en 2017 con, oficialmente, el 98% de los votos. Desde su ascensión al poder, Kagame ha rechazado cualquier diálogo con su oposición, a la vez que se ha otorgado el derecho de representarse hasta 2034. La perspectiva de un Paul Kagame hacedor de reyes hace rechinar de dientes a Kinshasa hasta en las filas de la oposición, dado que el jefe de Estado ruandés ha sido acusado desde 1996 de desestabilizar el país y de haber multiplicado las fosas comunes hasta Kisangani. “Ello ha desacreditado inmediatamente la iniciativa a ojos de muchos congoleños que, sin embargo, deseaban que la verdad de las urnas fuera respetada”, destaca un activista congoleño.

El ugandés Yoweri Museveni y el otro congoleño Denis Sassou-Nguesso, en el poder respectivamente desde hace 33 y 22 años, están también entre los jefes de estado. Un diplomático congoleño se apresura a ridiculizar las conclusiones de un “club de presidentes vitalicios” que se atreven a dar lecciones al “padre de la democracia”, Joseph Kabila. Este diplomático recuerda que Joseph Kabila ni ha cambiado la constitución ni ha colocado a un delfín a la cabeza del Estado. Sin embargo, en el Congo, ha habido irregularidades, tentativas de corrupción y casos de fraude, pero los congoleños han permanecido determinados para votar masivamente y en calma contra el candidato de la coalición en el poder, Ramazani Shadary. Después de dos años de aplazamientos y de varias manifestaciones reprimidas con sangre, la misma celebración de las elecciones constituía, incluso para la misión de observación de la Unión africana, “una primera victoria para el pueblo congoleño”.

“Serias dudas” sobre los resultados

Se desplazaron también a la capital de Etiopía los jefes de Estado de Sudáfrica, Angola, Zambia, Namibia e incluso Guinea y Chad, a los que se unió el primer ministro etíope y el presidente de la Comisión, a esta minicumbre. Casi todos han tenido algo que ver en las dos guerras del Congo. Todos, en un momento u otro, apoyaron a Joseph Kabila. Se trata de padrinos, unas veces irritados, otras, insistentes con sus consejos.

Reunidos a puerta cerrada, sin advertir a su entorno o incluso a la administración de la UA, estos jefes de Estado adoptan una decisión contraria a lo señalado en el comunicado de la Comunidad de Desarrollo de África Austral (SADC), publicado horas antes. No exigen el respeto de la soberanía del Congo, sino que concluyen más bien en “la existencia de serias dudas con relación a los resultados provisionales de las elecciones” en la RDC. “A puerta cerrada, son sobre todo los vecinos del Congo, Ruanda, Angola, Congo-Brazzaville y Zambia, los que han empujado y han hecho prevalecer que era preciso actuar para preservar la seguridad regional”, confirma un cercano colaborador de los jefes de Estado presentes. Un ministro de un país vecino hace esta confesión: “Kabila está jugando peligrosamente”.

A esta presión regional ha tenido que enfrentarse Joseph Kabila desde 2016. El benjamín de los jefes de Estado de la región no ha cesado de clamar por su independencia y por la soberanía del Congo; ha evitado cumbres y visitas, por estar, como dicen sus cercanos, “demasiado ocupado”. Pero, ha renunciado a un tercer mandato, en parte, por la presión de los padrinos regionales; tercer mandato juzgado como demasiado peligroso. Los anatemas, el jefe de Estado congoleño los ha reservado a la antigua potencia colonial, Bélgica; tampoco ha dudado en mantener un pulso con la UE y ha casi logrado reducir al silencio a la Misión de las Naciones Unidas en el Congo (MONUSCO), exigiendo un plan de retirada definitiva.

¿Qué estrategia ante el rechazo de Kinshasa?

Kinshasa, no es ninguna sorpresa, rechaza enseguida suspender la proclamación de los resultados definitivos de la elección presidencial; grita contra la injerencia y promete una decisión de la Corte constitucional “en los plazos previsto por las leyes de nuestro país; leyes que no se pueden violar”, en palabras de Lambert Mende, portavoz del gobierno. Pero el comunicado y el anuncio de la visita son aplaudidos por le Conferencia episcopal del Congo y por la Unión Europea (UE), con Francia y Bélgica a la cabeza. París y Bruselas son acusados abiertamente por diplomáticos de la UA de ser “la mano negra” detrás de una toma de posición criticada.

Los EEUU, que reclamaban como el resto la verdad de las urnas, permanecen extrañamente silenciosos y reconocerán la víspera de la investidura, tras una entrevista con su embajador en Kinshasa, al nuevo presidente del “primer traslado de poder pacífico y democrático”.

Por parte de los jefes de Estado de la Unión africana, el primero en romper filas es el sudafricano Cyril Ramaphosa, que sin embargo estaba anunciado como miembro de la delegación de alto nivel a Kinshasa. Una fuente diplomática africana decía “que él (Ramaphosa) había expresado reticencias a arrinconar a Joseph Kabila y se había dejado convencer en Adís Abeba”. Después de todo, la exigencia democrática en Sudáfrica se limita a una alternancia en el seno de una amplia coalición en el poder.

Algunas horas después de la proclamación de los resultados definitivos, el siempre conciliador Cyril Ramaphosa se da prisa en felicitar a Félix Tshisekedi por su victoria, a pesar de las sospechas de negociación con su aliado tradicional y hasta entonces socio financiero de Sudáfrica, Joseph Kabila. La visita es aplazada “sine die” y el otro opositor, Martin Fayulu, que se autoproclamó presidente, ve que su victoria, reconocida por la comunidad internacional, se escapa. De los catorce jefes de Estado invitados, solo uno se desplazará para asistir a la investidura de Félix Tshisekedi. El ruandés Paul Kagame no dice nada.

¿Joseph Kabila ha cedido lo suficiente?

En agosto pasado, tras haber designado su delfín, Joseph Kabila piensa sin duda que la presión se va a relajar. Acepta asistir a la cumbre de SADC. “Llega persuadido que será recibido como héroe de la democracia”, explica un de los participantes en el encuentro. “A su llegada al aeropuerto, están los presidentes sudafricano, namibio y angoleño que le esperan y le dan el programa”. Kabila se ve obligado por sus pares de África Austral a pronunciar un discurso de despedida. El futuro expresidente no oculta que le cogen desprevenido y no le gusta la idea. Ante la asamblea conjunta de jefes de Estado y de gobierno, Joseph Kabila se divierte sembrando confusión: “No os digo adiós, sino hasta pronto”. El sudafricano Cyril Ramaphosa se ríe y le dice que no tiene dificultad alguna en ceder la presidencia de la organización subregional a su homólogo namibio, Hage Geimgob.

En este periodo de incertidumbre sobre su futuro, el presidente saliente no rehúsa gran cosa a sus vecinos. Cuando Angola, presa de una grave crisis económica, expulsa a más de 250.000 congoleños, apenas protesta. Joseph Kabila tampoco duda en extraditar a presuntos rebeldes a Burundi a petición de su vecino Pierre Nkurunziza. El ejército burundés es autorizado regularmente a instalarse al otro lado de la frontera para perseguir a los grupos armados que le son hostiles.

Poco antes de nombrar a su delfín, Emmanuel Ramazani Shadary, Joseph Kabila envía a Kigali a su ministro de Asuntos exteriores, Léonard Okitundu y a los jefes de los servicios civiles y militares de información, levantando especulaciones sobre sus intenciones, ante la proximidad del cierre de la presentación de candidaturas para las elecciones presidenciales. Desde 2015, el ejército congoleño y fuerzas adyacentes, como el NDC-Renové del jefe de guerra Guidon, con permiso de la ONU, habían atacado regularmente los bastiones de los rebeldes hutu, FDLR y CNRD, sin detener nunca a los mandos, pero forzando a miles de hutu, ruandeses y congoleños, a desplazarse desde territorios de Walikale y sur Lubero hacia Masisi y Rutshuru.

Sonia Rolley

[Traducción, Ramón Arozarena]

Fuente: La tribune franco-rwandaise

[Fundación Sur]


Artículos relacionados:

- La RDC pide ayuda a la ONU con los rebeldes en la frontera con Ruanda

- Tshisekedi cae enfermo durante el discurso de inauguración en la República Democrática del Congo

- El jurista Engunda Ikala detalla los límites del poder del jefe de Estado de la RDC en caso de cohabitación

- Una victoria con forceps

- Martin Fayulu, “el soldado del pueblo”, no se da por vencido

- La Unión Africana cancela su misión a la República Democrática del Congo tras ser confirmado presidente Tshisekedi por el Tribunal Constitucional

- La Unión Africana pide la anulación de los resultados de las elecciones en la R D Congo

- ¿Tiene Kabila preparado un Plan C?

- La SADC convoca a una reunión de emergencia en Adis Abeba por las elecciones de la R D Congo

- Sudáfrica respalda la propuesta de la SADC para que la RDCongo considere formar un gobierno de unidad nacional

- Reunión de emergencia entre los presidentes de Zambia y Sudáfrica para tratar sobre las elecciones en la RDC

- Francia y Bélgica arrojan dudas sobre el resultado electoral en la República Democrática del Congo

- El líder de la oposición, Félix Tshisekedi, gana las elecciones presidenciales en la República Democrática del Congo

- Crece la presión internacional sobre la RDC para que se anuncien los resultados de las presidenciales

- Denuncian irregularidades en el conteo de votos en la RD Congo

- Reunión de emergencia entre los presidentes de Zambia y Sudáfrica para tratar sobre las elecciones en la RDC

- Los resultados de las elecciones en la RD del Congo se podrían tener en 24 - 48 horas

- Aplazadas hasta el 30 de diciembre las elecciones en la RD Congo

- Un incendio destruye 7.000 mil máquinas de votación en el Congo

- Kabila admite la posibilidad de volver a presentarse a las presidenciales de 2023

- Los obispos de la RD Congo ven peligrar las elecciones si no son transparentes

- La UA insta a la UE a levantar las sanciones a los candidatos a la RDC

- ¿A bibliazos para conseguir votos?

- Los obispos de la República Democrática del Congo solicitan una certificación independiente de las maquinas para el voto electrónico

- Cierre de la embajada de Estados Unidos en Kinshasa debido a una amenaza de seguridad

- Las fuerzas de seguridad de la RD Congo matan a dos estudiantes universitarios

- Tshisekedi y Kamerhe se retiran del acuerdo del candidato único en las elecciones de la RD Congo

- ¿Quién es Martin Fayulu, el candidato de la oposición a las elecciones en la República Democrática del Congo?

- La oposición elige a Martin Fayulu como candidato único para las presidenciales de la República Democrática del Congo

- Las encuestas sitúan a Félix Tshisekedi como favorito para las presidenciales en la República Democrática del Congo

- Convocadas las elecciones en RD Congo el 23 de diciembre de 2018

- Los obispos de la República Democrática del Congo piden “Salvar el proceso electoral”

- El presidente Joseph Kabila debe comprometerse a no presentarse a las elecciones presidenciales piden los obispos de la RD Congo


Comentarios
Las opiniones expresadas en estos comentarios no representan necesariamente el punto de vista de la Fundación Sur. La Fundación Sur no se responsabiliza de las opiniones vertidas por los usuarios