En cumplimiento de la legislación vigente, solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web.
Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies
Más información
| ACEPTO

Fundación Sur
Revista
Radio
Foro de Emprendedores

África en la Escuela
AfroIslam
Taller de Radio


Búsqueda personalizada


Blog Académico
Crónicas políticas del África de los Grandes Lagos 2017 : República Democrática del Congo
...leer más...
Crónicas políticas del África de los Grandes Lagos 2017 : Burundi
...leer más...
Panorámica histórica y etnográfica del Sahel, Documento de seguridad y defensa nº. 78
...leer más...
Sobre el uso de cartografía colaborativa en crisis humanitarias, por José Antonio Barra
...leer más...
Cabo Verde: las islas africanas de América, por Carlos A. Font Gavira
...leer más...

Blog Académico

Noticias
Guinea Ecuatorial: Obiang niega la tortura y el encarcelamiento de opositores
...leer más...

Donación de órganos en Marruecos, el camino es largo, no lento
...leer más...

La Unión Europea advierte sobre la crisis en la República Centroafricana
...leer más...

Disturbios y agresiones tras el anuncio del resultado de las elecciones locales en Costa de Marfil
...leer más...

El Primer Ministro italiano visitó Etiopía y Eritrea tras la paz
...leer más...

Funcionarios de Abyei instan a los estudiantes a formarse en el campo de la salud
...leer más...

La doctora Fatma Gueunoune deplora la falta de voluntad de las autoridades senegalesas en la lucha contra el cancer
...leer más...

El RHDP del presidente Ouattara vence en las elecciones locales de Costa de Marfil
...leer más...

Frelimo vence las municipales de Mozambique en 44 de los 53 municipios
...leer más...

La Unión Africana analiza oportunidades y retos relacionados con nuevas tecnologías
...leer más...

El Consejo Constitucional de Camerún desestima las impugnaciones a las elecciones
...leer más...

Ethiopian Airlines reanudará los vuelos a Mogadiscio después de 41 años de interrupción
...leer más...

La OMS urge a tomar medidas sobre los trastornos mentales que afectan a los jóvenes africanos
...leer más...

La falta de fondos retrasa las conferencias de diálogo regional
...leer más...

Crisis en la educación en Guinea, el diálogo de sordos continúa entre el Estado y el sindicato de docentes
...leer más...


Noticias

Bitácora Africana
CAN 2019: Los primeros clasificados, por Pancho Jaúregui
...leer más...
Guinea Ecuatorial: medio siglo de desesperanza, por Omer Freixa
...leer más...
Ola de calor “tropical”, o cuando se llaman las cosas por su nombre, por Nestor Nongo
...leer más...
Ecos, por Ushindi
...leer más...
Nueva savia de las letras ecuatoguineanas, por Sonia Fernández Quincoces
...leer más...

Bitácora Africana

Inicio > REVISTA > Entrevistas >

Angola tiene un papel importante en la seguridad marítima de la región . Entrevista a José Azeredo Lopes ministro de defensa de Portugal
22/05/2018 -

El primer político portugués en visitar Angola poco después del caso "Manuel Vicente", José Alberto de Azeredo Lopes Ferreira, ministro de Defensa de Portugal, dijo que la cooperación en ese sector "nunca se ha detenido, nunca se ha retrasado o suspendido."

En una entrevista con el diario de Angola, José Azeredo Lopes destaca los 25 años de la cooperación militar con Angola y afirma que es tiempo de pasar a otros niveles e incluir nuevas áreas, como la seguridad marítima y la ciberdefesa. Declaró que la visita a Angola, que culminó en la firma del acuerdo del Programa Marco para el período 2018-2021, fue para discutir nuevas áreas para desarrollar alianzas, con ventajas recíprocas. En la entrevista, habla también en el refuerzo de las relaciones entre la industria tradicional y la industria militar y en una tercera de doble uso: que puede ser para fines militares o utilizados para fines civiles.

Jornal de Angola¿Qué tienen en común Angola y Portugal en el ámbito de la cooperación militar?

José Azeredo Lopes: Angola y Portugal tienen 25 años de cooperación militar. Este año, celebramos las bodas de plata de la cooperación técnico-militar, que es hoy más amplia, pues ya ha evolucionado a la cooperación en el ámbito de la Defensa. Todas las cuestiones relacionadas con las nuevas áreas de la defensa nacional, las industrias de defensa, integran hoy la cooperación. Tenemos un programa marco, para preparar los cuatro años siguientes.

Jornal de Angola: ¿Cómo comenzó esta cooperación?

JAL: La cooperación técnico-militar comenzó en 1993, pero el acuerdo entre los dos países en el ámbito de la defensa fue firmado en 1996. Comenzó en las áreas de la formación, el entrenamiento y la capacitación. Estas son áreas en las que hemos trabajado más duro, porque los portugueses son muy buenos para enseñar y entrenar. El programa marco cuyo acuerdo se firmó durante mi visita a Angola, es para el período 2018-2021. Eso significa que a partir de ahora, tenemos que bajar cada vez más a lo concreto. Vamos a hacer las fichas técnicas. Para cada área, vamos a tener una especie de ficha descriptiva de lo que más en detalle se va a hacer.

Jornal de Angola: ¿Cómo evalúa los últimos cuatro años del acuerdo?

JAL: Muy positivamente. Hay algún que otro aspecto que tenemos que trabajar, para que vaya mejor la próxima vez. También porque es casi imposible que lo que anticipamos en el año 1 venga a ser lo que sucede hasta el año 4. En segundo lugar, muchas veces, por común acuerdo, preferimos reforzar una u otra área. Son cosas que en el momento en que firmamos el programa marco no podíamos haber previsto. En general, la apreciación es muy positiva. Hemos hecho todo lo que nos habíamos propuesto, desde la Escuela Superior de Guerra, que visité, hasta las Fuerzas Especiales, los infantes de marina, en Ambriz, la Academia Militar del Ejército, la Academia Militar de la Fuerza Aérea, la Escuela Militar Aeronáutica y otros lugares. Voy muy contento...

Jornal de Angola: ¿Cuántos angoleños se formaron?

JAL. Estamos hablando de varios miles. Sólo en la Academia del Ejército son más de mil. Si se juntan 25 años de todas estas instituciones, estamos hablando de varios miles. Más importante aún, es que estamos hablando de oficiales superiores que hacen el curso de Estado Mayor, para llegar a ser generales o almirantes. Estamos trabajando para que en el futuro la formación pase a ser sólo de angoleños. Podemos venir aquí para un refuerzo, para eso o para aquello, pero gradualmente son las fuerzas armadas angoleñas las llamadas a crear competencias y la capacidad de ser plenamente responsables de la formación.

Jornal de Angola: ¿Además de la formación en que otras áreas se han obtenido resultados positivos en los últimos cuatro años?

JAL: Tenemos dos enormes campos en nuestra cooperación. La formación, a nivel de la enseñanza superior y de las academias, donde tenemos un papel realmente muy importante, y la formación y entrenamiento de fuerzas militares, desde el punto de vista de la aviación, enseñar a volar, táctitas, estrategias, etc. Estamos en Cabo Ledo y en el Ambriz, con los infantes de marina. También en el apoyo a las estructuras superiores de dirección del Ministerio de Defensa Nacional.

Jornal de Angola: ¿Cuál es el trabajo con el Ministerio de Defensa?

JAL: El Ministerio de Defensa Nacional de Angola, como Portugal, es mucho más que militar. Es una máquina muy pesada y que necesita estar, cada vez más, eficiente en los sistemas de información, capacitación informática, preparación logística y planificación. Hoy, en las Fuerzas Armadas no podemos pensar sólo en la dimensión bélica, sino también en el transporte, logística, planificación, para que cada recurso utilizado sea siempre lo más eficiente posible. Por ejemplo, vamos a trabajar con Angola en el desarrollo de sistemas de catalogación, en el de gestión de stocks. Son áreas cruciales para capacitar a las Fuerzas Armadas del siglo XXI, que no pueden tener los presupuestos ni el número de militares que tenían en tiempo de guerra.

Jornal de Angola: ¿Qué se destaca en el acuerdo recientemente firmado?

JAL: Vamos, por primera vez, a trabajar juntos en la ciberdefensa. Nunca fui militar. Nunca hice servicio militar obligatorio, porque no me quisieron... Si me preguntaran dónde están los militares yo decía, tierra, mar y aire, esto es Ejército, Marina y Fuerza Aérea. Son los tres dominios operativos. Las Fuerzas Armadas más antiguas sólo piensan en capacidades, blindados, barcos y aeronaves. Hoy existe otro teatro de operaciones que puede ser tanto o más peligroso que los demás. Si alguien que es tu enemigo o adversario lanza un fuerte ataque en el plano digital, puede bloquear todos los sistemas de comunicación electrónica del Ejército, los sistemas de financiamiento de los bancos, la organización y gestión de los hospitales, hacer que los departamentos del Gobierno dejen de conseguir hablar con los demás. Tenemos que mirar al ciber en una posición de ciberseguridad (cuando se puede parar un ataque) y ciberdefensa (que es no sólo parar un ataque, sino conseguir lanzar un contraataque). Imagina lanzar un raid aéreo y un ataque cibernético. El impacto es mayor, porque estamos hablando de conflictos híbridos, una mezcla de ataques. La parte cibernética, la digital, se utiliza para debilitar al adversario.

Jornal de Angola: ¿Cómo es qué Portugal está listo?

Portugal es ya competente, pero, en la revisión de la programación militar La ley estableció una dirección muy clara para invertir mucho más en la defensa cibernética. Tengo ingenieros fantásticos que participan en pruebas y simulaciones en la OTAN. Se va a construir en Oeiras la Escuela de los Sistemas de Información y Comunicación para formar personas de fuera, de todos los países. Se prevé que pasen al año miles de jóvenes. Vamos a lanzar, en las Azores, un Centro de Defensa del Atlántico, orientado hacia el Atlántico, hacia el Golfo de Guinea, y que va a ser internacional. Será Portugal, Inglaterra, EE.UU., Francia y otros países. Me gustaría que estuviera Angola. Esto significa que vamos a trabajar juntos para hacer modelos concretos, pensados para un estado concreto, para ayudarle a ser más capaz de defenderse.

Jornal de Angola: ¿Cuándo estará listo este centro?

JAL: Desde el lanzamiento del proyecto que fue aprobado por el Consejo de Ministros de Portugal. Preveo que hasta 2019 se pondrá a funcionar. Ya tenemos el edificio, en las Lajes, que va a tener todas las capacidades tecnológicas. Cuando varios Estados trabajan en conjunto cada uno tiene que dar menos y todos se benefician con las competencias que el otro va a tener. Otro aspecto importante es que con la ciberdefensa sólo puedo trabajar con alguien en quien confío. Y Portugal confía en Angola. Esta hipótesis está en el Programa Marco, vamos a trabajar para desarrollar capacidades comunes en esta área. Todo va a depender de las dos partes, hasta dónde queremos ir y si vamos a avanzar ya. Pero queda la idea de que esta es un área que en el futuro vamos a trabajar. ¿Sabe cuántos ataques cibernéticos se lanzó contra Portugal en un día? miles. Y somos un Estado pequeño. Contra los Estados Unidos entonces, ni tengo idea.

Jornal de Angola: ¿Tiene información sobre Angola?

JAL: No, debe ser una información clasificada. Pero puedo decir que Portugal se enfrenta cada día miles de ataques. Viene del Este, después de Occidente, después del Este y nuevamente de Occidente, luego le pasa a otro. Esto quiere decir que estamos entrenados y tenemos buena capacidad defensiva. Ahora tenemos que tener cada vez más competencias ofensivas. Estamos hablando de personas que combaten delante de un ordenador y que puede perjudicarme más, destruirme más que un bombardero. Eso es el siglo XXI.

Jornal de Angola: ¿Hay países africanos en los que Portugal ya está trabajando en la defensa cibernética?

JAL: Hasta ahora no tenemos esta previsión. Todavía no hemos dado ningún paso. Hay algunos países africanos que voy a invitar a unirse a nosotros. Basta con mirar al Golfo de Guinea para percibir cuáles son, los que hablan nuestra lengua. Tenemos que definir cuál es el estatuto. Es una participación flexible. No tenemos que estar obligados a hacer con todos de la misma manera. Como dije, en ciber defensa sólo puedo trabajar con alguien en quien confío. No puedo trabajar con cierto Estado que sé que después me puede atacar. Hasta en las situaciones más tradicionales, hay que mirar a los ojos y confiar. Portugal confía en Angola.

Jornal de Angola: ¿Qué otras áreas importantes figuran en el acuerdo?

JAL: La seguridad marítima. Angola ya tiene un papel importante en la seguridad marítima de la región. En primer lugar, porque es un estado grande, entonces es un importante miembro tras los acuerdos Yaoundé grupo G7 + Amigos del Golfo de Guinea, que es un conjunto de estados, donde Portugal también participa, que tomaron las responsabilidades institucionales y concretos para reforzar la vigilancia y la seguridad en el Golfo de Guinea. Un ejemplo importante es la cooperación que tenemos con Santo Tomé y Príncipe. No es un país rico, pero si miramos el mapa nos damos cuenta de que es muy importante desde el punto de vista de la seguridad marítima. Está al borde del Golfo de Guinea, donde pasa un enorme porcentaje del comercio internacional. Si un grupo de piratas ataca y captura un buque de carga, que es malo para la bandera del país y para la imagen de los países de la región, pero también es malo para Portugal, Francia y Angola. Porque si este flujo crucial del comercio mundial es interrumpido o perjudicado, pagamos todos.

Jornal de Angola: ¿En qué consiste esta cooperación con Santo Tomé y príncipe en la seguridad marítima?

JAL: Hemos enviado un barco a Santo Tomé y Príncipe, con infantes de marina portuguesa. Una fuerza muy competente, que, tras una selección, recibe en el buque un número igual de infantes de S. Tomé y Príncipe. Trabajan allí, entrenando y formando a los infantes de marina a ejercer jurisdicción sobre las aguas, a fiscalizar buques (puede haber tráfico o pesca ilegal) y no hay nada peor si es un Estado pequeño que transmitir la idea que no lo puede frenar. Cuando más débiles se es, más los otros abusan

Jornal de Angola: ¿Cuánto gasta Portugal en la cooperación de defensa con Angola?

JAL: No lo considero gasto, pero tiene un gasto de algunos millones de euros. Puedo decir que, de todos los países de habla portuguesa con las que tenemos relaciones de cooperación, es claramente Angola, el que tiene el mayor presupuesto y los programas más profesionales. La cooperación es inversión, es amistad, es trabajar juntos. Angola ni siquiera puede gastar un centavo con nosotros, pero las fuerzas armadas portuguesas aprender a trabajar con los angoleños. Si no tuviéramos ventajas en la cooperación con Angola, yo era el primero en proponer que se cortara. Veo que hay muchas ventajas. Era un absurdo no trabajar juntos en esta área.

Jornal de Angola: ¿Siendo la seguridad marítima un área importante, porque no se incluyó antes en el acuerdo?

JAL: Para que haya un acuerdo tiene que ser de dos. También por razones diversas, o era uno que no quería u otro que no podía. Pero también de nada sirve intentar anticipar o acelerar. O da o no da. Y aquí dio. Esta referencia es muy importante. Un barco, aunque sea un barco patrulla oceánica, es caro. Es tecnológicamente un medio evolucionado. Entre junio y enero del próximo año, Portugal tendrá dos nuevas naves, que se están fabricando en los astilleros de Viana do Castelo. El proyecto es tener al menos diez. El diseño de los barcos ha sido realizado por la industria y por la Marina Portuguesa, que sabe lo que necesita y se le pedirá con poca tripulación, rápido y eficiente. Es lo que nos permitirá, poco a poco, ser también más eficientes en el esfuerzo de defensa. Hoy en día hay que hacer más con menos recursos. Y es necesario, en la medida de lo posible, reforzar las relaciones entre la industria tradicional y la militar. Estamos trabajando mucho en la industria de doble uso: que puede ser para fines militares o utilizados para fines civiles.

Jornal de Angola: ¿Puede dar un ejemplo?

JAL: Sí, el calzado, por ejemplo. Los militares necesitan botas militares de calidad, resistentes y cómodas. Si está en un clima muy caliente como Angola, necesita un equipo que permita no sudar demasiado, que proteja. Esto es tecnología. No es como hacer las camisetas. El ejército portugués pronto cambiará equipos. Lo interesante es que ellos hicieron un trabajo intenso de articulación con la industria textil. Es lo que nos permitirá crear empleos, desarrollar la industria, desarrollar tecnológicamente el país y crear empleo. Por eso es que esta asociación entre la industria y la industria de defensa es cada vez más importante. En Europa, debe ser la gran tendencia de los próximos 20 años. Creemos la posibilidad de tener una industria de defensa europea en la que todos podamos ganar. Normalmente, cuando no tenemos capacidad industrial. Portugal no produce combatientes, pero está en un proyecto con Embraer de Brasil por un avión de transporte médico. En 2010, no existía. Hoy existe. Es el KC-390, el primer avión a reacción de transporte sanitario militar, que tiene un componente de portugués. En el exterior del fuselaje, más del 50 por ciento de componente se produce en Portugal. Cuando se compre el avión, se estará garantizando el empleo de todos los que están en la fábrica de Évora. Seremos cada vez más exigentes en la competencia y la calidad tecnológica. Ese es el camino.

Jornal de Angola: La cooperación con Angola en la industria militar figura en otros acuerdos. ¿Hasta qué punto se ha avanzado en esta área?

JAL: Avanzó poco, tiene razón. En Portugal, no se han desarrollado mecanismos para su industria de defensa, ni Angola tenía capacidad para hacerlo. Cada uno de nosotros acaba de ir a comprar fuera, en lugar de trabajar juntos para definir proyectos industriales.

Jornal de Angola: ¿Qué está previsto en el nuevo acuerdo?

JAL: La posibilidad de presentar proyectos relativos a las industrias de defensa que sean ventajosas para ambas partes. No es casualidad que de Angola estén, los jefes de la fuerza aérea, ejército y el comandante naval, en representación del Jefe de Estado Mayor de la Armada, que no puede venir, porque tiene que estar en Portugal. Como se quiso que fuera una delegación poderosa, también vino el presidente de la plataforma de las industrias de Defensa. No hemos venido a vender, pero vamos a decir lo que tenemos, en qué proyectos vamos a trabajar, ver dónde podemos desarrollar alianzas. Cada uno tiene que creer que está haciendo buen negocio.

Jornal de Angola: Pero, ¿qué dice el acuerdo, para esta área?

JAL: Tenemos que ver varios asuntos. Angola puede querer comprar cosas de las industrias de defensa portuguesa, porque son más baratas y más competentes. Este es el aspecto más básico, pero la parte angoleña puede tener interés en participar en proyectos o alianzas para convertirse gradualmente en un país autosuficiente en ciertas áreas. No vengo con una industria de Defensa enorme. No tenemos. Teníamos una excelente industria de Defensa para muchos aspectos, desde la más tradicional, en el tiempo de la guerra colonial. Porque la necesitábamos. Pero después, desmantelamos todo esto y vamos, evidentemente, a reconstituir. Lo que me parece más importante es transmitir esta imagen: la Defensa nacional, para ser capaz tiene que gastar dinero y no hay nada peor y más desmoralizante para un país tener Fuerzas Armadas como unos desgraciados sin equipo

Jornal de Angola: Una vez dijo que Portugal es un país productor de paz y de seguridad. Al mismo tiempo está en frentes como Afganistán. ¿Esto no es una contradicción?

JAL: Somos un productor de paz, sí. Angola también lo es. Cuando Angola está comandando una fuerza de interposición en Lesotho, está impidiendo que la inestabilidad pueda propagarse a otros teatros de operaciones. Cuando Portugal acepta una misión muy arriesgada en la República Centroafricana es para salvar vidas, como ocurrió recientemente en Bangui que lanzaron un ataque con granadas en una iglesia llena, matando a diez personas, una de ellas el sacerdote. Si no se van los paracaidistas portugués a repeler el ataque más gente habría muerto.

Jornal de Angola: Este tipo de misiones es diferente de las de Afganistán, por ejemplo...

En Afganistán estamos garantizando, con la fuerza de reacción rápida, la seguridad del aeropuerto. Espero que no tengamos que disparar contra nadie. También tenemos un grupo, de 35 hombres, que va a formar a militares afganos en las áreas más técnicas, por ejemplo en la artillería. También en este caso estamos promoviendo la paz. Si Afganistán es más fuerte, con más democracia, menos ataques terroristas hay paz también en Europa, incluyendo Portugal. Cuando Portugal con su Fuerza Aérea hace más de 500 horas de vuelo en Mali, en condiciones muy difíciles, o de formación en Mali, de los francotiradores de las fuerzas armadas futuras de ese país, se está promoviendo la paz. No podemos aceptar que las defensas hoy se hagan del lado de aquí de nuestras fronteras. Angola no se defiende en sus fronteras terrestres, pero proyecta su defensa. Sabe que hoy en día, si ocurre algo en un país, es como el sarampión. Por ejemplo en la RDC, si hay más paz, es mejor para Angola. Traba el flujo de inmigración ilegal. Cada vez que hay violencia, y sucedió en Ruanda, además de lo horrendo que fue el genocidio, la región se puso a fuego. Cuando Chad estaba en guerra, era la RCA quién sufría.

Cuando trabajamos en estas misiones, estamos respetando los derechos humanos, respetando el derecho de la guerra y, haciendo esto, estamos protegiendo a las personas.

Hoy nadie se defiende solo. En mi opinión sólo hay un Estado capaz de defenderse solo: los Estados Unidos. Cualquier otro Estado necesita cooperar, trabajar en conjunto con organizaciones internacionales y con los otros Estados.

Jornal de Angola: Es la primera visita oficial portuguesa de Angola, tras caso Manuel Vicente." ¿Por qué quedó sorprendido por haber sido recibido por el Presidente João Lourenço?

JAL: ¿Dije yo que estaba sorprendido o lo dijeron los periódicos portugueses? Debe preguntarlo a los periódicos portugueses.

Jornal de Angola: ¿Entonces no es verdad?

JAL: No he hablado con los periódicos portugueses sobre este tema. Fue una interpretación de los periódicos y ellos tienen que explicar por qué hicieron esta interpretación. Como puede imaginar, a la hipótesis de un encuentro con el Presidente de la República no soy de los que voy a los periódicos para anunciarlo. Respeto mucho al periodismo, a la prensa. Nadie puede acusarme de estar en contra de la libertad de prensa, pero no puedo estar contando todo a los periódicos. Cuando se propició esta hipótesis, tuve un enorme gusto de ser recibido por el Sr. Presidente de la República e intercambiar opiniones con total normalidad y de amistad, que es lo que cuenta en las relaciones entre dos Estados. Mi visita representa casi la culminación de un proceso muy feliz. Resolvemos los asuntos en que estábamos divergiendo, sin que cada uno de nosotros hiciera algo mal. El problema que teníamos, se resolvió y eso es un motivo de mucha alegría. Tuve el privilegio de estar aquí en el momento en que se concretó.

Fuente: Jornal de Angola

[Fundación Sur]

Artículos relacionados:

- El Vicepresidente de Angola Manuel Vicente implicado en un caso de corrupción en Portugal

- Manuel Vicente de Angola: La transparencia del corrupto

- El Presidente de Angola João Lourenço hace balance de sus 100 primeros días de gobierno

- Angola Cables ha firmado un contrato con Itconic líder del sector en Portugal y España.

- Sonangol y el saqueo de petróleo en Angola

- Angola ha gastado más en inversión militar durante 2014 que Sudáfrica y Nigeria juntas

- Portugal dejó a la PIDE colaborar con el apartheid

- A 40 años del final trágico del África portuguesa, por Omer Freixa
.


Comentarios
Las opiniones expresadas en estos comentarios no representan necesariamente el punto de vista de la Fundación Sur. La Fundación Sur no se responsabiliza de las opiniones vertidas por los usuarios