En cumplimiento de la legislación vigente, solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web.
Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies
Más información
| ACEPTO

Fundación Sur
REVISTA
Radio
Foro de Emprendedores

África en la Escuela
AfroIslam
Taller de Radio


Búsqueda personalizada


Blog Académico
El alarmante acaparamiento de tierras en África, por Lázaro Bustince Sola
...leer más...
La mutilación genital femenina, los matrimonios de menores y las niñas-os soldados entre los Bantú, en el contexto del derecho africano, por Lázaro Bustince Sola
...leer más...
"El activismo nacionalista marroquí (1927-1936). efectos del protectorado español en la historia del Marruecos colonial. por Yolanda Aixelá Cabré
...leer más...
La estrategia del bikini: el género y las relaciones de clase en Argelia
...leer más...
Muchas Maneras de Perder Un Billón, por Publique lo que Pagan - Canada
...leer más...

Blog Académico

Noticias
Se aplaza la firma de pacto de paz en Mozambique entre el gobierno y la RENAMO
...leer más...

El IVA entra en el sistema tributario angoleño
...leer más...

Una aplicación para combatir el hambre y el desperdicio de alimentos
...leer más...

El presidente de Burkina Faso pide justicia para todos
...leer más...

La guerra de bandas en Ciudad del Cabo
...leer más...

Grupos armados en África Central utilizan los controles de carretera como fuente de financiación
...leer más...

Impuesto "voluntario" en Burundi para financiar las elecciones de 2020
...leer más...

Libia no renunciará al acuerdo político firmado en Marruecos
...leer más...

El gobierno de Zimbabue rechaza acciones de la alianza opositora en EE.UU
...leer más...

El Consejo de Seguridad autoriza el apoyo de la ONU a las tropas del G5 en el Sahel
...leer más...

La UA advierte que 6.000 jihadistas del Estado Islámico podrían regresar a África
...leer más...

Taxis acuáticos en la ciudad de Lagos contra el infierno de los atascos
...leer más...

Los gaboneses en Francia se manifiestan contra la participación del Presidente Ali Bongo a la One Planet Summit de París
...leer más...

Un vuelo con 92 deportados somalíes de Estados Unidos regresa tras una escala en Dakar
...leer más...

Tanzania ordena el arresto de las alumnas embarazadas como elemento de disuasión
...leer más...


Noticias

Inicio > Bitácora africana >
-

Naranjo, José

José Naranjo Noble nació en Telde (Gran Canaria) el 23 de noviembre de 1971. Licenciado en Periodismo por la Universidad Complutense de Madrid en 1994, ha seguido profesionalmente el fenómeno de la inmigración africana hacia Canarias, tanto desde la óptica de las Islas como desde los países de origen y tránsito de los irregulares. Así, para elaborar sus reportajes, publicados en diversos medios de comunicación, ha viajado por el sur de Marruecos, el Sahara, Argelia, Malí, Senegal, Gambia, Cabo Verde y Mauritania, donde ha recogido los testimonios de centenares de personas. Por este trabajo le fueron concedidos los premios Antonio Mompeón Motos de Periodismo 2006 y el Premio Derechos Humanos del Consejo General de la Abogacía Española 2007, en este caso junto al también periodista Nicolás Castellano.

Buena parte de su trabajo está recogido en los libros Cayucos (Editorial Debate, 2006), con el que fue finalista del Premio Debate, y en Los invisibles de Kolda (Editorial Península, 2009). Además, es coautor de los libros Inmigración en Canarias. Procesos y estrategias (Fundación Pedro García Cabrera, 2008) y Las migraciones en el mundo. Desafíos y esperanzas (Icaria, 2009).

Es redacror de la revista digital de información sobre África Guinguinbali donde tiene su blog Los Invisibles , que reproduciremos en Bitácora Africana

Ver más artículos del autor


El dibujante Ramón Esono, detenido en Guinea Ecuatorial, por José Naranjo

18 de septiembre de 2017.

El activista autor del cómic ’La Pesadilla de Obi’, en el que caricaturiza a Teodoro Obiang, fue a su país para renovar el pasaporte

El dibujante y activista ecuatoguineano Ramón Esono Ebalé ha sido detenido sobre las 19.00 de este sábado en Malabo, capital de Guinea Ecuatorial, cuando salía de un restaurante en compañía de dos ciudadanos españoles, según informan sus familiares. Desde entonces se encuentra retenido en dependencias policiales a la espera de que se le notifique la causa de su detención, aunque durante el interrogatorio le preguntaron por la novela gráfica La pesadilla de Obi, obra de Esono muy crítica con Teodoro Obiang, presidente de su país desde hace casi 40 años, y con la situación socioeconómica de Guinea Ecuatorial.

La detención se produjo cuando Ramón Esono, que ha participado en ferias de arte contemporáneo como ARCO en Madrid, salía de un restaurante acompañado del coordinador de laCooperación Española en Guinea Ecuatorial y de un profesor del Colegio Español, siempre según el relato de los familiares del dibujante, cuya hermana ha podido visitarle en comisaría este domingo y sostiene que se encuentra bien. Los tres se encontraban sentados en un coche estacionado en una céntrica calle de Malabo, dispuestos a partir, cuando tres personas que se identificaron como miembros de la seguridad del Estado abrieron las puertas, les quitaron los teléfonos móviles y les esposaron, trasladándolos a la comisaría central.

Una vez allí, retiradas las esposas, les hicieron esperar unos 10 minutos hasta que llegó una docena de agentes. Tras preguntar a los españoles qué hacían en el país, cuáles habían sido sus actividades y de qué se conocían, comenzaron a interrogar a Esono, que se autodefinió como “activista y artivista”. Las preguntas giraron en torno a por qué no había dibujado también al presidente de Paraguay, país en el que residía hasta el pasado mes de julio, o si él se consideraba un político. Asimismo, le dijeron que “era muy diferente dibujar a alguien y quedarse el dibujo que divulgarlo por Internet” mientras uno de los interrogadores le explicó que el problema no eran solo las caricaturas, sino también los textos.

Durante las pesquisas, los agentes insistieron en que en Guinea Ecuatorial se puede hacer política pero que para ello hay que crear un partido o afiliarse a uno de los que ya existen y son legales. También dijeron a Esono que sus dibujos podían ser considerados calumnias al presidente y, al responder el detenido que en otros países se puede dibujar a los presidentes, los policías añadieron que en países como China o Corea del Norte las consecuencias podían haber sido muy graves. Después de sacarlos de la oficina para discutir entre ellos, los agentes anunciaron a los dos españoles que podían irse a su casa, pero mantuvieron detenido a Ramón Esono.

El dibujante ecuatoguineano, que en la actualidad ha trasladado su residencia a El Salvador con su familia tras vivir durante años en Paraguay, había viajado a Guinea Ecuatorial días atrás para renovar su pasaporte después de que la embajada de su país en España le informara de que era imposible hacerlo en Madrid, por lo que le fue expedido un salvoconducto a Malabo, detalla la familia. Esono era consciente de que podía ser detenido, según fuentes próximas al caso.

Hace tres años, el dibujante aseguraba en una entrevista publicada en el blog África no es un paísque tenía la opción de retornar. "Puedo volver cuando me dé la gana. Lo que ocurre es que todavía no encontré a nadie de los de dentro (familia, amigos, conocidos) que me aconsejen hacerlo de momento. Según me consta de personas cercanas a mis actividades contra el régimen, los más atrevidos contra mi integridad física me podrían estar esperando para darme una lección, aunque el propio régimen no parece que me tenga muy en cuenta”, declaró.

La Pesadilla de Obi se publicó en 2014 en su versión inglesa y un año después en español. En dicha novela gráfica, que contó con la financiación de la ONG basada en Estados Unidos EGJustice, Esono quiso denunciar lo que consideraba “los abusos del régimen, las elecciones amañadas, el injusto reparto de la riqueza, el miedo a hablar”. En esta obra, Esono cuenta la historia de un personaje inspirado en Teodoro Obiang que, un buen día, se despierta y ha perdido su condición de presidente del país y se ha convertido en un ciudadano normal que sufre “las consecuencias del régimen que él mismo ha creado”. La intención de Esono era “desendiosar a aquel que es percibido como una especie de Dios”.

Este artista ecuatoguineano se ha significado en los últimos años por mantener una posición muy crítica con su Gobierno, especialmente en el blog Las locuras de jamón y queso, que llegó a ser bloqueado en Guinea Ecuatorial. En él vertía mordaces críticas y comentarios, siempre apoyado en unos dibujos que reflejaban con crudeza su visión del país y de los personajes retratados.

“La corrupción, la pobreza y la represión continúan asolando a Guinea Ecuatorial bajo el liderazgo de Teodoro Obiang”, según el Informe 2017 de Human Rights Watch. A juicio de esta ONG internacional, “los enormes ingresos procedentes del petróleo financian los fastuosos estilos de vida de la pequeña élite que rodea al presidente mientras que una gran parte de la población sigue viviendo en la pobreza". El estudio añade también que persisten problemas como la mala gestión de los fondos públicos, las denuncias verosímiles de corrupción de alto nivel, así como otros abusos graves como la tortura, la detención arbitraria, las desapariciones forzadas, la represión de grupos de la sociedad civil y de políticos de la oposición y los juicios injustos. Se trata del país del mundo con la brecha más grande entre ingresos per cápita e Índice de Desarrollo Humano, situado en el puesto 135 de 188.

A juicio del responsable de EGJustice, Tutu Alicante, "detener arbitrariamente a un artivista por su arte en contra de la falta de libertades básicas y la corrupción es típico de dictaduras que operan al margen de las leyes y con impunidad. Ramón no ha violado ninguna ley ecuatoguineana. El Gobierno de Guinea Ecuatorial debe respetar su derecho a expresarse libremente y ponerle inmediatamente en libertad".

Original en : Blogs de El País África no es un país



Comentarios
Las opiniones expresadas en estos comentarios no representan necesariamente el punto de vista de la Fundación Sur. La Fundación Sur no se responsabiliza de las opiniones vertidas por los usuarios