En cumplimiento de la legislación vigente, solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web.
Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies
Más información
| ACEPTO

Fundación Sur
Revista
Radio
Foro de Emprendedores

África en la Escuela
AfroIslam
Taller de Radio


Búsqueda personalizada


Blog Académico
25 de Mayo Día de África algo más que un día . por Liliana A. Negrín
...leer más...
Más allá de Darfur: las guerras olvidadas de Sudán, por Juan Bautista Cartes
...leer más...
Pobreza y exclusión de los pueblos y mujeres afrodescendientes, por Epsy Campbell Barr
...leer más...
África en el ADN o la reconstrucción de la memoria negra a partir de las huellas colombianas, por Johari Gautier Carmona / ( Afribuku)
...leer más...
El habla afroboliviana en el contexto de la “reafricanización” , por John M Lipski
...leer más...

Blog Académico

Noticias
El partido marroquí PAM no dejara entrar a la prensa a su Consejo nacional extraordinario
...leer más...

La IGAD quiere nombrar a una mujer como vicepresidenta en Sudán del Sur
...leer más...

“Nos negamos a morir”, comunicado de los obispos de Bukavu
...leer más...

Protestas por la construcción de una planta de carbón en la ciudad keniana de Lamu
...leer más...

Ministros de la Unión Africana abordan el mercado del transporte aéreo
...leer más...

El presidente de Cabo Verde, Jorge Carlos Fonseca, alerta para los importantes desafios de África
...leer más...

El líder de la protesta en el Rif en huelga de hambre en la prisión de Oukacha
...leer más...

La oposición en Zimbabue protesta por las declaraciones de los ministros sobre que el ejército no toleraría una victoria del MDC
...leer más...

Burkina Faso anuncia la ruptura de las relaciones diplomáticas con Taiwán
...leer más...

Estados Unidos y Reino Unido anuncian su apoyo en la lucha contra la epidemia de ébola
...leer más...

La Presidencia de Sudán dirige la realización del Dossier de Retorno Voluntario de Darfur
...leer más...

Escuelas del noreste de Namibia permanecen cerradas por las inundaciones
...leer más...

Un bloguero de Argelia se enfrenta a un cargo de pena de muerte por incitación contra el Estado
...leer más...

El alto costo del cibercrimen en África causa preocupación
...leer más...

Macron apoya a la ministra de esteriores de Ruanda Louise Mushikiwabo como Secretaria General de la Organización Internacional de la Francofonía
...leer más...


Noticias

Bitácora Africana
Letras de África en las venas, por Sonia Fernández Quincoces
...leer más...
Sudáfrica y su historia más nefasta, por Omer Freixa
...leer más...
Mujeres y niños cuidan a gorilas y chimpancés, por Bartolomé Burgos
...leer más...
Otro Foro Social Mundial es necesario… ¡y posible!
...leer más...
Frank Westerman “El valle asesino” y el origen de los mitos, por Roge Blasco
...leer más...

Bitácora Africana

Inicio > REVISTA > Editorial >

La crisis es “mundial” pero “selectiva”: África sigue olvidada.
17/11/2008 -

La crisis financiera es un fenómeno que está afectando a todo el mundo y no solo a las “potencias occidentales”. Se habla mucho del efecto que la crisis tiene sobre las economías de EE.UU. y Europa, y de la necesidad de inyectar dinero público para revitalizar el mercado del crédito. Sin crédito, hay colapso. De hecho, muchos occidentales vivimos y progresamos gracias al crédito que nos conceden y a las deudas, las hipotecas por ejemplo, que aplazamos cada día más hacia un futuro cada vez más lejano. No podemos imaginarnos qué sería de nuestro estilo de vida si no tuviésemos la oportunidad de pagar las cosas y la casa, a plazos. Si tuviéramos que pagar todo al contado…

Esto es precisamente lo que está pasando en África. La mayoría de la gente tiene que pagar, en efectivo y por adelantado, sus gastos. Sea que compres una casa, un coche o cualquier otra cosa, el dinero tiene que ir siempre por delante. Los agraciados, que pueden conseguir un préstamo, tienen la desgracia de pagar intereses tan elevados como el 20 ó el 30%. Y, a veces, para una habitación hay que pagar un año entero de alquiler por adelantado.

Con salarios de miseria, que se invierten inmediatamente en la supervivencia de la familia, pocos son los que pueden “ahorrar” y conseguir los fondos necesarios para desarrollar un proyecto. Una de las numerosas dificultades para el desarrollo africano es la falta de crédito. Si bien es verdad que algunos programas de ayuda al desarrollo intentan aliviar dicha situación, como los llamados micro-créditos, éstos no son sin embargo suficientes para causar un impacto significativo en la economía nacional.

África necesita créditos para su desarrollo. Unos créditos, que si en el pasado eran difíciles de conseguir, con la crisis financiera actual, pocas son las esperanzas de obtenerlos en cantidad significativa. Ya se han anunciado recortes a gran escala en este campo porque los países están más preocupados por su propia situación financiera que por el impacto que ciertas políticas caseras puedan causar en el resto del mundo.

Aunque hablemos de crisis mundial, de hecho, solo estamos preocupados por nuestra propia crisis. Aún no hemos comprendido que todos estamos en el mismo barco y, aunque haya que actuar localmente, tenemos que pensar globalmente. Respecto a la economía parece que todos estamos miopes, mirando sólo a nuestro entorno y pensando que podemos aislarnos del resto de la comunidad internacional, especialmente de aquellos que están sufriendo más la crisis actual y tienen menos recursos para salir de ella. No es válido el grito desesperado de “sálvese quien pueda”.

Aunque la reunión del G20 del pasado sábado, 15 de noviembre, intentó ser un esfuerzo global para cooperar en la solución de la crisis, se quedó corta en sus propuestas globales y mantuvo un gran silencio sobre las consecuencias sociales que la crisis está teniendo en los países menos desarrollados. Una vez más, se habla de crisis mundial pero solo con la mirada puesta en unos pocos países selectos… y África, como siempre, olvidada.


Comentarios
Las opiniones expresadas en estos comentarios no representan necesariamente el punto de vista de la Fundación Sur. La Fundación Sur no se responsabiliza de las opiniones vertidas por los usuarios