En cumplimiento de la legislación vigente, solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web.
Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies
Más información
| ACEPTO

Fundación Sur
REVISTA
Radio
Foro de Emprendedores

África en la Escuela
AfroIslam
Taller de Radio


Búsqueda personalizada


Blog Académico
Crónicas políticas del África de los Grandes Lagos 2017 : Ruanda
...leer más...
Crónicas políticas del África de los Grandes Lagos 2017 : República Democrática del Congo
...leer más...
Crónicas políticas del África de los Grandes Lagos 2017 : Burundi
...leer más...
Panorámica histórica y etnográfica del Sahel, Documento de seguridad y defensa nº. 78
...leer más...
Sobre el uso de cartografía colaborativa en crisis humanitarias, por José Antonio Barra
...leer más...

Blog Académico

Noticias
¿Por qué Bouteflika no respondió a la llamada de Mohammed VI?
...leer más...

La Unión Africana insta a los estados miembros a unirse al Mercado Único de Transporte Aéreo (Saatm),
...leer más...

La ONU encuentra arbitraria la detención del General Mokoko en Congo Brazza
...leer más...

Etiopía detiene a 36 espías por corrupción y violación de derechos humanos
...leer más...

Tanzania intenta justificar la detención de las periodistas del Comité para la Protección de los Periodistas
...leer más...

Kenia arresta a 2.000 personas en un control de carreteras
...leer más...

Los católicos negros de Estados Unidos celebran en noviembre su mes dedicado a su historia y herencia católica
...leer más...

Tshisekedi y Kamerhe se retiran del acuerdo del candidato único en las elecciones de la RD Congo
...leer más...

¿Quién es Martin Fayulu, el candidato de la oposición a las elecciones en la República Democrática del Congo?
...leer más...

La primera dama de Nigeria aboga por la educación para poner fin al matrimonio infantil
...leer más...

Los periodistas sudaneses no creen que haya solución a los problemas de la prensa
...leer más...

El presidente de Sudáfrica insta a los sudafricanos a resistir los sentimientos de racismo
...leer más...

Docenas de muertos en 3 ataques de Al-Shabab el viernes pasado en Mogadiscio
...leer más...

“Fuentes de Esperanza” un proyecto de las congregaciones religiosas para luchar contra el tráfico de seres humanos en el Mediterráneo
...leer más...

Eritrea y Etiopía refuerzan su compromiso con Somalia
...leer más...


Noticias

Inicio > Bitácora africana >
-

Muñoz Abad, Rafael

Cuando por primera vez llegué a Ciudad del Cabo supe que era el sitio y se cerró así el círculo abierto una tarde de los setenta frente a un desgastado atlas de Reader´s Digest. El por qué está de más y todo pasó a un segundo plano. Africa suele elegir de la misma manera que un gato o los libros nos escogen; no entra en tus cálculos. Con un doctorado en evolución e historia de la navegación me gano la vida como profesor asociado de la Universidad de la Laguna y desde el año 2003 trabajando como controlador. Piloto de la marina mercante, con frecuencia echo de falta la mar y su soledad en sus guardias de inalcanzable horizonte azul. De trabajar para Salvamento Marítimo aprendí a respetar el coraje de los que en un cayuco, dejando atrás semanas de zarandeo en ese otro océano de arena que es el Sahel, ven por primera vez la mar en Dakar o Nouadhibou rumbo a El Dorado de los papeles europeos y su incierto destino. Angola, Costa de Marfil, Ghana, Mauritania, Senegal…pero sobre todo Sudáfrica y Namibia, son las que llenan mis acuarelas africanas. En su momento en forma de estudios y trabajo y después por mero vagabundeo, la conexión emocional con Africa austral es demasiado no mundana para intentar osar explicarla. El africanista nace y no se hace aunque pueda intentarlo y, si bien no sé nada de Africa, sí que aprendí más sentado en un café de Luanda viendo la gente pasar que bajo las decenas de libros que cogen polvo en mi biblioteca…sé dónde me voy a morir pero también lo saben la brisa de El Cabo de Buena Esperanza o el silencio del Namib.

@Springbok1973

cuadernosdeafrica@gmail.com

Ver más artículos del autor


Con el corazón o las tripas, por Rafael Muñoz Abad - Centro de estudios africanos de la ULL

4 de marzo de 2013.

Para los que seguimos las realidades africanas, la cercanía física en contraste con la lejanía emocional que buena parte del mundo occidental tiene con el continente, hace que escribir sobre Africa sea algo maravilloso y a la vez desesperante. Te levantas sabedor que el pensamiento de mandarlo todo al traste, hacer la mochila y a tu aire bajar desde El Aaiún hasta El Cabo de Buena Esperanza, es una inercia del corazón que tarde o temprano se llevará por delante todas tus ridículas preocupaciones y prioridades. Sólo cuando te ves en una carretera infinita en medio de la nada, es cuando la complejidad del continente se simplifica en el valor del momento. Lejos de Africa pero clarificante: “¿Qué es lo que más le gusta del desierto Mayor Lawrence?; qué es limpio “.Henno Martin, Hermann Korn y su perro Otto, pasaron años escondidos en el desierto del Namib. La experiencia, narrada en el excepcional libro Sheltering Desert, más allá de ser la bitácora de un océano de dunas, es una reflexión sobre lo más profundo del ser humano. Una acuarela de ocasos al telón de mil estrellas donde ambos geólogos quedaron atrapados por los silencios del más viejo de los vacíos. Africa es mucho más que desiertos; es un todo, pero uno tiene sus debilidades. ¿Cómo un espacio vacío puede estar tan lleno? Huyendo de la actualidad y su perfil plano te das cuenta de que si no escribes con el corazón o las tripas, es mejor no hacerlo. Y a la vez, me percato de lo avergonzarte que resulta hablar de las cosas que les suceden a los africanos cuando lo hacemos desde la infantil seguridad material de un primer mundo que cada vez se asemeja más al Titanic. Drama que avanza bajo la dulce y envenenada melodía de no reparar en nuestra deriva colectiva; metástasis social y cepa del consumismo desaforado cuyo cementerio ya lo hemos trazado con la escuadra y el cartabón de la codicia. Me decía Sor Africa, una sencilla lagunera establecida y entregada a un orfanato de Luanda, que su vida ya no tendría sentido fuera de Angola y que cuando volvió a Tenerife, sintió alegría la par que pena y vacio. Perdonen por la reflexión.

cuadernosdeafrica@gmail.com



Comentarios
Las opiniones expresadas en estos comentarios no representan necesariamente el punto de vista de la Fundación Sur. La Fundación Sur no se responsabiliza de las opiniones vertidas por los usuarios