En cumplimiento de la legislación vigente, solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web.
Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies
Más información
| ACEPTO

Fundación Sur
REVISTA
Radio
Foro de Emprendedores

África en la Escuela
AfroIslam
Taller de Radio


Búsqueda personalizada


Blog Académico
África en el ADN: una reconstrucción de la memoria negra en Colombia, por Johari Gautier Carmona
...leer más...
Arte y neocolonialismo. Un repaso a los museos históricos de la República del Congo, por Joan López Alterachs
...leer más...
Italianos en Túnez, por Carlos A. Font Gavira
...leer más...
COVID-19 en África: entre la realidad y la esperanza, por Inés Zamanillo y Manuel Galán
...leer más...
El sospechoso alarmismo terrorista de Exteriores y la credibilidad del Gobierno español, por Luis Portillo Pasqual del Riquelme
...leer más...

Blog Académico

Noticias
Tanzania reabrirá las universidades en medio del silencio sobre el coronavirus
...leer más...

El gobierno de Zimbabue quiere encarcelar a tres activistas antigubernamentales que fueron secuestradas y agredidas sexualmente
...leer más...

El ajedrez ruandés en tiempos de coronavirus
...leer más...

La contradicción de Sudáfrica: demasiado rico para una subvención, demasiado pobre para un plato de comida
...leer más...

Ndayishimiye es declarado ganador de las elecciones de Burundi
...leer más...

Inundaciones torrenciales azotan el oeste de Uganda
...leer más...

Francia anuncia oficialmente el fin del franco CFA en África Occidental
...leer más...

Un periodista y un trabajador de los medios de comunicación ruandeses detenidos desde el mes de abril
...leer más...

El estigma del coronavirus en el África subsahariana
...leer más...

Acoso sexual cibernético en Sudáfrica
...leer más...

La ONU confirma la muerte de Augustin Bizimana, uno de los responsables del genocidio de 1994
...leer más...

20 muertos en un accidente de tráfico en Malí
...leer más...

Camerún celebra su Día Nacional
...leer más...

La SADC da su apoyo a Mozambique ante el terrorismo en Cabo Delgado
...leer más...

Condena al asesinato de trabajadores humanitarios en Sudán del Sur
...leer más...


Noticias

Bitácora Africana
Del Nzalang y piloto aéreo, por Pancho Jaúregui
...leer más...
Ataques a autobuses en Kenia, por Bartolomé Burgos
...leer más...
Tengo un sueño, por Licenia Salazar
...leer más...
El inicio del fin del dominio francès en Àfrica por Omer Freixa
...leer más...
Las cartas desde la prisión de Mandela, por Carlos Bajo Erro (Wiriko)
...leer más...

Bitácora Africana

Inicio > AfroIslam > Análisis de Prensa 2011-2013 >
-

Mikel Larburu

Mikel Larburu es un Misionero de África (Padres Blancos) nacido en Zumaya (Guipuzcoa). Ha estado trabajando por la sociedad argelina durante más de cuarenta años, especialmente con la formación profesional de la juventud del Sahara. Actualmente trabaja en un proyecto de Europa - Islam en Bruselas y es el coordinador de la sección "AfrIslam" del Portal del Conocimiento sobre África de la Fundación Sur.

Ver más artículos del autor

Análisis de Prensa 30/08/2012
30 de agosto de 2012

Los libios manifiestanen Trípoli contra el extremismo religioso

26/08/2012 Por AFP

Los manifestantes han bajado el domingo a las calles de Trípoli para denunciar el ectremismo religioso después de las destrucciones de mausoleos musulmanes.
“Libia no es Afganistan”, lanza una manifestante que llegó a Trípoli para protestar con una decena de compañeras contra la destrucción de mausoleos por los extremistas. “Antes de todo, vete a cubrirte la cabeza”, le grita un barbudo que protege los lugares.
“No a la provocación. ¡Déjales ! Con este sol, no se quedarán mucho tiempo », interviene uno de sus colegas.
A pesar del calor, los manifestantes han respondido a una llamada sobre las redes sociales para denunciar la destrucción por los islamistas radicales de los mausoleos de los santos musulmanes.

Los manifestantes se han dado cita en la Plaza de Argelia, en el centro de Trípoli, antes de dirigirse hacia los escombros del mausoleo de Al-Chaab Al-Dahmani, a unos cien metros de allí, destruido el sábado por los integristas.
Máquinas de obras públicas actúan para recoger los escombros del santuario, frente a un hotel lujoso. Otros mausoleos de santos musulmanes y sufís han sido destruidos y sus tumbas profanadas desde el viernes en Misrata y Zliten, en la costa este de Trípoli. En la capital, miembros de los servicios de seguridad, algunos de ellos barbudos, acusados de laxismo, incluso de implicación en el ataque contra el mausoleo, han cerrado la calle a la circulación, después que estorbaran a los periodistas en su tarea de tomar fotos del lugar. “Rechazamos el extremismo”, "No a la destrucción de nuestros mausoleos”, “El islam rechaza la profanación de las tumbas”, proclamaban las pancartas que enarbolaban los manifestantes.

Inaceptable
En adelante, se han tomado medidas para evitar otras destrucciones de mausoleos, todos los museos están cerrados y las fuerzas de seguridad está de sobre aviso sobre los riesgos, asegura Abderrezak Al-Badri, presidente del consejo local de Trípoli, presente en la manifestación.
“Hemos hecho la revolución para fundar un Estado de derecho e instituciones, no para instaurar el caos”, deplora.

Uno de los mausoleos amenazados es el de Sidi Landulsi, en Tayura, en el suburbio este de la capital. Domingo, miembros del servicio de seguridad del barrio montaban la guardia alrededor del santuario.
“Esta gente (extremista) quieren imponer su ideología a todo el mundo. Es inaceptable. Hace falta que haya un diálogo”, explica un manifestante, Abdelaziz, un médico. “Ahora hay un Estado. Si quieren destruir los mausoleos, pueden proponer su idea a las autoridades elegidas. Y son ellas las que tienen que decidir”, insiste.

“Nosotros no protestamos contra su ideología. Es su libertad. Sino que protestamos contra la manera con la que los mausoleos están siendo destruidos”, afirma Sami Zaptia, redactor jefe del periódico Libya Herald, que participa también a la manifestación.


Comentarios
Las opiniones expresadas en estos comentarios no representan necesariamente el punto de vista de la Fundación Sur. La Fundación Sur no se responsabiliza de las opiniones vertidas por los usuarios