En cumplimiento de la legislación vigente, solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web.
Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies
Más información
| ACEPTO

Fundación Sur
REVISTA
Radio
Foro de Emprendedores

África en la Escuela
AfroIslam
Taller de Radio


Búsqueda personalizada


Blog Académico
¿Más allá del interés nacional y la seguridad?: Propuestas para otra política exterior española en África, por GEA-UAM
...leer más...
Derechos humanos y democracia en Guinea Ecuatorial
...leer más...
Promoción de las inversiones españolas en África subsahariana: Recomendaciones y conclusiones, por José María Mella [et al.]
...leer más...
Inversión empresarial española en África subsahariana, por José María Mella [et al.]
...leer más...
África en el ADN: una reconstrucción de la memoria negra en Colombia, por Johari Gautier Carmona
...leer más...

Blog Académico

Noticias
La UNEAC celebró el Día Internacional de la Mujer Afrodescendiente
...leer más...

Una segunda prohibición amenaza la supervivencia de la industria del vino en Sudáfrica
...leer más...

La provincia del oeste de Zambia ve una reducción en los precios de las comidas
...leer más...

Tanzania incauta ocho granjas de flores abandonadas por morosidad
...leer más...

Hemetti declara que la economía de Sudán está controlada por la mafia
...leer más...

International Crisis Group aboga por el diálogo entre el Gobierno de Argelia e Hirak
...leer más...

Etiopía descontenta con el plan de Egipto para crear una base militar en Somalilandia
...leer más...

Los desplazados internos de Galkayo, en Somalia, carecen de alimentos y agua a pesar de haber recibido sus propias casas
...leer más...

Tres muertos en una explosión de gas en Nigeria
...leer más...

El presidente de Liberia asegura la igualdad religiosa
...leer más...

Ciudadanos de una localidad en Kenia hacen las paces con la policía
...leer más...

La policía de Nigeria despide a cuatro de sus agentes por extorsión y castiga a otros ocho
...leer más...

Programada sentencia judicial sobre el bloqueo de Youtube en Egipto para el 20 de septiembre
...leer más...

Sudán extiende el apoyo directo en efectivo a las zonas rurales
...leer más...

Profesores de colegios privados en Kenia son golpeados por la pandemia
...leer más...


Noticias

Bitácora Africana
La UE financia el trabajo forzado en Eritrea, por Bartolomé Burgos
...leer más...
El asesinato de Haacaaluu Hundeessa no mata las esperanzas del pueblo oromo, por Chema Caballero
...leer más...
Ken Aïcha Sy: “El mundo espera que hagas un producto “africano” cuando eso no quiere decir absolutamente nada”, Por Laura Feal
...leer más...
Beñat Arzadun con los agricultores del norte de Mozambique, por Roge Blasco
...leer más...
Fútbol africano: Un país, una historia, Madagascar, por Pancho Jaúregui
...leer más...

Bitácora Africana

Inicio > AfroIslam >
-

Mikel Larburu

Mikel Larburu es un Misionero de África (Padres Blancos) nacido en Zumaya (Guipuzcoa). Ha estado trabajando por la sociedad argelina durante más de cuarenta años, especialmente con la formación profesional de la juventud del Sahara. Actualmente trabaja en un proyecto de Europa - Islam en Bruselas y es el coordinador de la sección "AfrIslam" del Portal del Conocimiento sobre África de la Fundación Sur.

Ver más artículos del autor

De los JO a la muerte: tragedia de Samiya la somalí
23 de agosto de 2012

De los JO a la muerte, la tragedia de Samiya la Somalí
23/08/2012 por Salvatore Aloise, corresponsal a Roma de Le Monde

Se llamaba Samiya Yusuf Omar y llevaba el dorsal 2895 en los JO de Pekín. Era una de las dos atletas que representaban su país, Somalia. Incluso fue la abanderada de la delegación en la ceremonia de inauguración. Los espectadores la habían aplaudido, emocionados, en su serie de 200 metros lisos, en la que llegó la última, lejos de las demás, en un tiempo que se podría considerar anecdótico de 32 segundos y 16 centésimas. Lo que importaba, era de dónde venía. Para poder participar en los Juegos olímpicos había tenido que sobrepasar una montaña de obstáculos. El país estaba dominado por los fundamentalistas islámicos, que no veían con buen ojo su participación como mujer atleta.

Pero Samiya aguantó todo. Entrenándose fuerte. Sabía que el deporte le podía ayudar a liberarse. Era de Mogadiscio, primogénita de 6 hermanos y hermanas. Su padre había sido asesinado en la calle. La experiencia olímpica de Pekín le gustó. “Fue un placer desfilar con los mejores atletas del mundo”, había respondido a los periodistas que le hacían preguntas. Tenía todos los visos de una revancha de la historia. El deporte, a veces, lo permite.

Pero a ella, no. “Samiya tuvo un pequeño espacio en Wikipedia que explica que nació en 1991, primer año de la guerra en Somalia, pero no que murió en el Mediterráneo”, ha contado en el blog Pubblicogiornale.it, Igiaba Scego,
escritora italo-somalí – posterior, su página ha sido puesta al día. La noticia de la muerte de Samiya ha sido revelada por un antiguo atleta somalí, Abdi Bile, el único que se ha llevado una medalla para su país, el oro, en los 1500 metros de los Mundiales de Roma en 1987. “¿Sabeis qué ha sido de la atleta Samiya Yusuf Omar?”, ha preguntado con la voz entrecortada por la emoción, en un encuentro público con el comité olímpico somalí. Nadie supo responder. Abdi vuelve a la carga: “Ha muerto queriendo ganar las costas de Occidente, Se había subido a bordo de una “carreta del mar” que, de Libia, debía conducirla a Italia. Pero nunca llegó”.

Un sueño interrumpido

Igiaba Scego ha escrito la historia de Samiya para recordar las dos caras de su país de origen en el momento en que el país, por fin, se decide a elegir un presidente. Por un lado, Mo Farah, refugiado somalí erigido en héroe por el país que le ha acogido, la Gran Bretaña, tras ganar los 5 000 y los 10 000 metros en los recientes JO. Por otro, Samiya, que había llegado a Pekín siendo aún adolescente y, a los 21 años, seguramente tenía en la cabeza llegar a Londres 2012 cuando se subió a bordo de la patera que le condujo a la muerte en abril.

Dan testimonio de ello, las fotos que han aparecido en la prensa y en Internet así como las imágenes televisadas donde se la ve entrenarse en las calles polvorientas de Mogadiscio entre un camión de milicianos armados y una horda de niños. Seguramente esperaba retomar el sueño interrumpido a su regreso de Pekín. Como muchos otros, había intentado su opción saliendo de su país. Según el blog Fortress Europe, cerca de 18 000 personas habrían muerto como ella, en el Mediterráneo, en el curso de los últimos 20 años.


Comentarios
Las opiniones expresadas en estos comentarios no representan necesariamente el punto de vista de la Fundación Sur. La Fundación Sur no se responsabiliza de las opiniones vertidas por los usuarios