En cumplimiento de la legislación vigente, solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web.
Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies
Más información
| ACEPTO

Fundación Sur
Revista
Radio
Foro de Emprendedores

África en la Escuela
AfroIslam
Taller de Radio


Búsqueda personalizada


Blog Académico
El alarmante acaparamiento de tierras en África, por Lázaro Bustince Sola
...leer más...
La mutilación genital femenina, los matrimonios de menores y las niñas-os soldados entre los Bantú, en el contexto del derecho africano, por Lázaro Bustince Sola
...leer más...
"El activismo nacionalista marroquí (1927-1936). efectos del protectorado español en la historia del Marruecos colonial. por Yolanda Aixelá Cabré
...leer más...
La estrategia del bikini: el género y las relaciones de clase en Argelia
...leer más...
Muchas Maneras de Perder Un Billón, por Publique lo que Pagan - Canada
...leer más...

Blog Académico

Noticias
AAGE ( Autoridad Areonaútica de Guinea Ecuatorial) suspende Todos Los Vuelos de CEIBA al extranjero excepto a España
...leer más...

El Ayuntamiento de Leganés refuerza su labor de cooperación con el Sáhara con el envío de una nueva comisión médica y un camión de recogida de residuos
...leer más...

Barkhane presiona a los signatarios del acuerdo de paz de 2015
...leer más...

Reacciones a favor y en contra de la propuesta de reforma constitucional de Gabón por parte de la oposición
...leer más...

Sol, viento y agua: las energías renovables se dispararán en África en 2022
...leer más...

El prestigioso Grado en Derecho de la Universidad de Ciudad del Cabo en peligro
...leer más...

Libertad de expresión en el Parlamento de Zimbabue después de 37 años de opresión
...leer más...

Descontento de los agricultores de Ghana con su gobierno
...leer más...

Convocado el encargado de negocios de la embajada de Libia en Senegal
...leer más...

Reacciones a la dimisión de Robert Mugabe
...leer más...

Muse Bihi candidato del partido gobernante de Somalilandia gana las elecciones presidenciales
...leer más...

Solicitan que se elimine el tiempo de prescripción de los delitos sexuales en Sudáfrica
...leer más...

El líder rebelde del ONLF Extraditado ilegalmente a Etiopía.
...leer más...

Campaña para reducir la mortalidad materna en África lanzada en la capital de Cabo Verde , Praia
...leer más...

El Presidente de Madagascar lanza un mensaje tranquilizador de cara a las elecciones presidenciales de 2018
...leer más...


Noticias

Bitácora Africana
Agroindustria y violencia. por Chema Caballero
...leer más...
33 años cumple “Las tinieblas de tu memoria negra”…¿la has leído ya?, por LitERaFRicAs
...leer más...
La epidemia de cólera en Yemen, la de peste en Madagascar y las perspectivas del hambre para el siglo XXI, por José Antonio Barra
...leer más...
El porqué de una filosofía africana, por Omer Freixa - Afribuku-
...leer más...
Guinea Ecuatorial, partidos políticos y elecciones fantasmas, por Juan Tomás Ávila Laurel
...leer más...

Bitácora Africana

Inicio > REVISTA > Cultura > Cuentos y relatos africanos >

-

Reche, Paquita

Nació en Chirivel (Almería). Estudió Magisterio en Almería, Licenciaturas de Pedagogía y de Filosofía, en la Complutense de Madrid.

Llegó por primera vez a Africa en 1958 (a Argelia): después estuvo en Ruanda, Guinea Ecuatorial y desde el 1975 en Burkina Faso.

En África trabajó como profesora en el Instituto Catequético Lumen Vitae de Butare, Profesora de enseñanza secundaria de español y filosofía; Universidad Popular (filosofia). También ha colaborado con Asociaciones de mujeres y con niños de la calle en Burkina Faso.

Está en España desde 2004, actualmente, en Logroño. Colabora con la revista de los misioneros de África "Africana", Los Comités de Solidaridad con África Negra y con Rioja Acoge.

Ver más artículos del autor

El legado del juez justo (*), traducido y presentado por Paquita Reche , mnsda
11/06/2012 -

En todas las sociedades de ayer y de hoy se plantea el problema de la justicia. De qué es justo y de lo que es injusto; de la sabiduría del que debe juzgar, que debe estar por encima del interés, o del miedo a las consecuencias, que para él pueda tener una sentencia en la que el poderoso pierda y pueda vengarse.

En África encontramos bastantes cuentos que nos hablan de la justicia. En la mayor parte de ellos, el personaje encargado de impartir justicia es un animal al que se le atribuyen las cualidades de inteligencia, como a la liebre, o prudencia como a la tortuga. En el cuento de hoy, que me llega de Burundi, aparecen la Muerte y el Chacal enzarzados en una querella que los opone. Ambos piden a un Hombre que juzgue quién de los dos tiene razón.

Este cuento nos trasmite un mensaje bien actual sobre la justicia, y los que tienen que aplicarla: los jueces. Nos dice que el juez justo debe ser un hombre íntegro al servicio de lo justo, que debe olvidar su interés personal y dictar sentencia sin tener miedo a las consecuencias que pueda tener para él. El juez de nuestro cuento aparece como el modelo a seguir, un hombre dispuesto a no doblegarse ante el más fuerte, que debe dictar una sentencia justa aunque le cueste la vida.

Un día, Ngoma ya Sacega encontró a la Muerte y al Chacal discutiendo acaloradamente. La Muerte decía: -Soy yo el que gobierna a los hombres, mato a quien quiero”.

La fiera contestó: -¡Tonta! No eres más una depredadora como otros. El que gobierna a los hombres es Dios, Él es el que crea. Cuando se mueren diez, nacen ciento y si se mueren ciento, nacen mil. ¿Cómo puedes decir que eres tú quien gobiernas a los hombres?

Siguieron discutiendo hasta que vieron a Ngoma ya Sacega y le dijeron: -¡Hombre! ¿No puedes reconciliarnos?

- ¿Queréis que medie entre vosotros? ¡Esperadme! Voy a informar al Rey, volveré a dictar sentencia, sea mañana o pasado mañana.

Ngoma fue y dijo al Rey: -Me voy a dictar sentencia. Déme el bastón de justicia y unos ancianos íntegros, para que vengan a escuchar el fallo que voy a dar. El Rey le dio el bastón de justicia y los bashingantahe - los hombres íntegros- que había pedido y le dijo: -¡Vete y dicta una sentencia justa!

Se fueron y hallaron a la Muerte y el Chacal discutiendo todavía. Ngoma ya Sacega dijo: -¡Alto! ¡Alto! Donde hay hombres no se improvisa ante lo que divide.

Venid y contadnos el objeto de vuestro litigio para que podamos dictar una sentencia justa.

La Muerte empezó, diciendo: -Lo que me opone a este Chacal es que no quiere admitir que soy yo quien gobierna a todos los hombres. ¡Si quisiera los exterminaría!

Ngoma ya Sacega preguntó: -Y tú, Chacal ¿qué dices?

- Yo digo que Dios es el más poderoso, es el que gobierna a los hombres, el que crea.

Ngoma ya Sacega se dirigió a la Muerte:-“Muerte, ¿dices que tú eres quien gobierna a los hombres y que si quisieras los exterminarías?

La Muerte respondió: -¡Así es!

- ¿Lo sostienes? -¡Si, es lo que he dicho!

- ¡Quédate allí!

- Y tú, Chacal ¿no dices que Dios es el más poderoso, el que gobierna a los hombres, el que crea?

- ¡Sí, eso he dicho!

Entonces, Ngoma ya Sacega se dirigió a la Muerte:

- “Muerte, pierde usted el proceso. ¡El más poderoso es Dios!”

La Muerte respondió: -“¿Me golpeas con el bastón de justicia en la frente? ¡Ya verás! Diciendo esto saltó sobre juez y le hincó los dientes en el cuello.

Mientras Ngoma ya Sacega se estaba muriendo, se dirigió a los hombres que estaban allí: “!Bashingantahe, pronunciad siempre una sentencia justa! ¡Aunque tengáis miedo y os cueste la vida, no pronunciéis un fallo injusto o de apaño!

Cuando acabó de decir eso, se murió y los bashingantahe lo enterraron. Después volvieron a la Corte para devolver el bastón de justicia, como el juez les había pedido antes de morir.

Contaron al Rey como Ngoma ya Sacega dictó sentencia contra la muerte y esta le mató.

El Rey les dijo: -“Tomad este bastón e id a construirle un palacio, que se llamará Tribunal.

Los bashingantahe construyeron un palacio para el bastón de justicia, que aun se encuentra en el Tribunal.

Este es el legado de Ngoma ya Sacega: “Mushingantahe, hombre íntegro, quien quiera que seas, no temas dictar una sentencia justa aunque debas morir.”

(*) Recogido por André Nyandwide. T


Comentarios
Las opiniones expresadas en estos comentarios no representan necesariamente el punto de vista de la Fundación Sur. La Fundación Sur no se responsabiliza de las opiniones vertidas por los usuarios