En cumplimiento de la legislación vigente, solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web.
Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies
Más información
| ACEPTO

Fundación Sur
Revista
Radio
Foro de Emprendedores

África en la Escuela
AfroIslam
Taller de Radio


Búsqueda personalizada


Blog Académico
El movimiento misionero en el siglo XIX y el mundo negro-africano, por Fidel González Fernández
...leer más...
¿Más allá del interés nacional y la seguridad?: Propuestas para otra política exterior española en África, por GEA-UAM
...leer más...
Derechos humanos y democracia en Guinea Ecuatorial
...leer más...
Promoción de las inversiones españolas en África subsahariana: Recomendaciones y conclusiones, por José María Mella [et al.]
...leer más...
Inversión empresarial española en África subsahariana, por José María Mella [et al.]
...leer más...

Blog Académico

Noticias
Crisis económica en Zambia
...leer más...

El chino como asignatura opcional en los colegios egipcios
...leer más...

Arrestos en una iglesia de Uganda por violar las normas de prevención contra la covid-19
...leer más...

Turquía y Rusia cerca de acuerdo sobre una solución política en Libia
...leer más...

Varios países árabes envían ayuda humanitaria a Sudán
...leer más...

Encuentro entre dos obispos de Sudán del Sur y el presidente Kiir
...leer más...

Sudán incauta explosivos en cantidad suficiente para hacer estallar Jartum
...leer más...

Uganda busca a más de 200 prisioneros fugados, desnudos y armados
...leer más...

Antiguo Primer ministro de Somalia se presentará a la presidencia
...leer más...

La OMS reconoce a Togo como el primer país africano en erradicar la “enfermedad del sueño”
...leer más...

Erradicar la violencia política: un compromiso de cara a las elecciones en Ghana
...leer más...

La UE aporta dos millones de euros a Etiopía para apoyar a las comunidades afectadas por la langosta del desierto
...leer más...

Egipto declara obtener resultados prometedores con una vacuna contra la covid-19
...leer más...

Encarcelado un gobernador de Kenia por malversación de fondos
...leer más...

Angola reabrirá los colegios en octubre
...leer más...


Noticias

Bitácora Africana
Haile Selassie: entre veneración y odio, por Omer Freixa
...leer más...
El primer hombre en Marte, por Rafael Muñoz Abad
...leer más...
Mujeres somalíes contra la tradición, por Bartolomé Burgos
...leer más...
Las independencias africanas: lo realizado, lo conseguido y lo pendiente, por Carlos Luján Aldana
...leer más...
RD Congo: 60 años de frustración, por Nestor Nongo
...leer más...

Bitácora Africana

Inicio > REVISTA > Crónicas y reportajes >

-

African Holocaust

African Holocaust (2001) es una sociedad civil sin fines de lucro dedicada al estudio progresivo de la historia y de la cultura africana. La sociedad está compuesta por una amplia gama de académicos y escritores africanos, quienes comparten el deseo de utilizar el pensamiento crítico para representar y restaurar un estudio auténtico, reflexivo, honesto, inclusivo y equilibrado de la experiencia africana, pasada y presente. (africanholocaust.net)

Ver más artículos del autor

Los esclavos del siglo XXI: la sombra oscura de la esclavitud hoy (Parte 3/5)
15/11/2018 -

La esclavitud en Mauritania

El gobierno de Mauritania abolió la esclavitud hace más de 20 años, pero a pesar de las persistentes negaciones del gobierno, la práctica continúa de una forma u otra. Mauritania ha ilegalizado la esclavitud tres veces. Pero esta antigua colonia francesa, de sólo dos millones de personas, probablemente contiene la mayor concentración mundial de esclavos domésticos.

La antigua colonia francesa es un punto de encuentro de un antiguo dilema de la clase de colores. Durante siglos, los africanos generalmente de piel más clara y algunos árabes han dominado a los africanos de piel más oscura. Esa dominación ha tomado a menudo la forma de esclavitud.

La esclavitud en Mauritania es más una tradición privada que una institución pública. El gobierno no está directamente involucrado, e incluso se niega a admitir públicamente que incluso existe la esclavitud. Los individuos y las familias han estado practicando la esclavitud durante siglos. Algunos de los esclavos son tratados bien por sus amos, otros son abusados. No hay cadenas pesadas de hierro que retengan a estas personas esclavizadas, algunos simplemente sienten que no pueden dejar a sus amos. La dependencia está encerrada no solo en las cadenas psicológicas sino también en las prácticas. No tienen educación, y la oportunidad de irse y hacer otra cosa simplemente no se les brinda. La esclavitud para algunos es mucho mejor que la pobreza abyecta que afecta a muchos en esta región.

El gobierno hace todo lo posible para negar el problema. Ha prohibido que los medios de comunicación usen la palabra "esclavo", y los periodistas extranjeros corren el riesgo de ser arrestados y deportados por investigar el problema.

La esclavitud en Mauritania no es como la esclavitud en el Nuevo Mundo, que siguió una dinámica rígida de clase racial, ya que aquí solo los moros de piel clara y oscura practican la esclavitud. Aun así, el gobierno tiene una historia de instituir políticas racistas. No solo el gobierno, sino que tampoco los oficios religiosos están disponibles para los grupos de piel más oscura dentro de la sociedad.

Esta situación se complica aún más con los problemas políticos, que no están relacionados con la raza, sino con la política de partidos. El grupo Human Rights Watch condenó recientemente lo que llama la represión actual del gobierno contra los partidos políticos de la oposición y los activistas de los derechos civiles.

El comercio del jockey árabe

(Esta sección es para mostrar que la esclavitud moderna es un problema global)

Cada año, decenas de niños secuestrados son contrabandeados desde el sur de Asia hasta el Medio Oriente, donde son mutilados y asesinados, todo para la diversión de los gobernantes de los reinos ricos en petróleo en el circuito de carreras de camellos.

Estos juveniles se enfrentan entre sí en las fosas de camellos de Dubai. No hay riquezas que esperen a los jóvenes jinetes, y la fama es una idea tonta. Los fanáticos nunca verán su nombre en las revistas, ni siquiera si son pisoteados hasta la muerte durante una carrera o asesinados después por niños jinetes celosos. Muchos de ellos son robados o comprados a padres mendigos en los mercados de esclavos de la India, Sri Lanka y Pakistán. Una vez más vemos que la disparidad financiera crea y siembra la inmoralidad y la injusticia.

Holocausto africano. Cientos de niños llegan a Dubai y se deslizan a través de la inmigración, haciéndose pasar por el niño del sirviente indio. Esto es típico, según las autoridades de la India, que terminaron con varias bandas criminales de venta de niños a principios de los años noventa. Los niños se venden por tan solo 3 dólares. Cientos más son secuestrados, a menudo niños de tan sólo dos años.

La inmigración y la policía de los Emiratos Árabes Unidos hacen la vista gorda al comercio de bebés que atiende a los sórdidos deportes de jeques y sultanes de los emiratos ricos en petróleo. Un jinete de cinco años fue golpeado hasta la muerte por otros jinetes infantiles el año pasado. Pero ni él, ni sus asaltantes de seis años, fueron mencionados en los medios de comunicación o en informes de la policía. Los funcionarios árabes mantienen que las razas son un vínculo vital con el derecho de nacimiento beduino de la nación. Para ellos las razas son más que económicas, es parte de su patrimonio, parte del entorno árabe.

Es mucho lo que está en juego. Las apuestas están prohibidas por el gobierno, que, en cambio, llena a los ganadores con premios y publicidad. Las carreras se cubren en vivo por televisión y están escritas en las páginas de deportes de los diarios locales. Los camellos se convierten en celebridades, pero de los jinetes, a menudo de cuatro años, nunca se habla. En su lugar, los elogios se acumulan sobre los ricos propietarios de animales y jinetes, quienes reclaman premios que incluyen autos de lujo, camiones con tracción en las cuatro ruedas, yates y dinero en efectivo.

Montar camellos puede ser difícil, dentro o fuera de la carrera. La joroba de los camellos árabes hace que los asientos sean un gran dilema. Cuando los turistas hacen caminatas cortas, los camellos suelen estar equipados con una silleta de cuerda. Intenta mantener esta posición mientras sostiene la rienda con una mano y se cuelga de la joroba con la otra.

El rebote durante una carrera es una esclavitud traicionera. Hay historias de niños no solo atados a las monturas, sino también atados con velcro. Es un deporte peligroso. Si se resbala de la silla puede romperse los huesos o ser arrastrado hasta la muerte. Nunca se usan niños árabes. Pakistán, India, Bangladesh y Sri Lanka estuvieron todos representados, pero ninguno de los Emiratos Árabes Unidos.

Middle East Watch, el grupo de derechos humanos, ha estado considerando una investigación de violaciones en los EAU, incluidas las denunciadas en las fosas de camellos. Anti-Slavery International se preocupa por lo que sucede cuando estos niños son demasiado viejos para competir. Los reporteros locales también tienen miedo de investigar ese asunto.

Pero en Dubai, la situación es tolerada en todos los niveles, incluido el gobierno, desde las autoridades de inmigración hasta la policía. Es más que el status quo, es lo que sucede cuando el estado establece los estándares de la sociedad. En un reino gobernado por el petróleo, donde los medios de comunicación están silenciados y todos reservan la ética para aplacar a los jeques y sultanes, los locales aceptan las carreras, incluso si no participan. Los árabes se adhieren a la línea patrimonial. Aquellos de ascendencia india, de quienes se podría esperar que expresasen su indignación, especialmente porque superan en número a los nativos de Dubai por tres a uno, aceptan la situación como simplemente otra condición fea de la riqueza.

India: la alfombra esclavo

En la India, los niños de 5 años de edad son robados a plena luz del día para el comercio de alfombras que crece en lugares como Allahabad. En India, el Frente de Liberación Laboral Bonded cree que entre 200.000 y 300.000 niños están involucrados en la industria de las alfombras de lana hechas a mano, una de las mayores fuentes de exportación del país. Si uno incluye a los 500.000 en Pakistán y 200.000 más en Nepal, el número de niños esclavos asiáticos en la industria de las alfombras puede llegar a un millón. Estos niños trabajan desde que son pequeños hasta la adolescencia, desde el amanecer hasta el anochecer, en condiciones terribles. Los niños trabajan en fosas húmedas cerca del telar. El agua potable a menudo no está disponible y la comida consiste en unos pocos chapatis, cebollas y sal. La práctica común es mantener a los niños hambrientos para que se mantengan despiertos y trabajen más horas. Con frecuencia, los niños duermen en el suelo junto a sus telares o en los cobertizos cercanos. Después de trabajar de diez a catorce horas, se espera que limpien sus cobertizos y preparen el trabajo para el día siguiente”. Aparte de los cortes profundos que los niños sufren en las manos con las herramientas de tejido, el polvo y la pelusa de la lana conllevan enfermedades pulmonares y su vista está dañada por un trabajo cercano con poca iluminación.

Finalmente, muchos niños están atrapados en un sistema de servidumbre por deudas todavía muy extendido en Asia y el subcontinente. Desde tiempos inmemoriales, las personas muy pobres han prometido su propio trabajo y el de los miembros de la familia como garantía contra un préstamo tomado en tiempos de crisis. Trágicamente, la suma original casi nunca se paga: debido a que están hipotecados personalmente las 24 horas, los trabajadores inevitablemente incurren en nuevas deudas por alimentos, ropa y refugio. Además de las tasas de interés exorbitantes, esto garantiza que las familias pasarán su deuda cada vez mayor a sus hijos durante generaciones. Las personas nacen así en la esclavitud.

Fuente: African Holacaust

[Fundación Sur]


Artículos relacionados:

- Los esclavos del siglo XXI: la sombra oscura de la esclavitud hoy (Parte 2/5)

- Los esclavos del siglo XXI: la sombra oscura de la esclavitud hoy (Parte 1/5)

- Tráfico de niños en Costa de Marfil, el infierno de las plantaciones de cacao

- Esclavitudes modernas : El Tráfico de mujeres en Nigeria

- Los nuevos esclavos del siglo XXI

- Esclavitudes en África alternativas de transformación

- Los nuevos esclavos del siglo XXI

- La venta de esclavos en Libia en pleno siglo XXI

- Esclavitudes en África hoy

- Angola, Brasil y Mozambique con mayor número de "esclavos modernos" entre los paises de habla portuguesa

- Nuevo comercio de esclavos en África

- La rebelión de los esclavos de Stono

- Ser esclavo en África y América

- La Trata de esclavos : Hechos y responsabilidades

- Yo fui un esclavo que trabajé en el Departamento Correccional de California

- El terror supremacista estadounidense

- La historia de Jim Crow

- El Proyecto de la “palabra N” (The n-Word Project)

- Entrevista a Juan de Dios Mosquera, líder del movimiento Cimarrón


Comentarios
Las opiniones expresadas en estos comentarios no representan necesariamente el punto de vista de la Fundación Sur. La Fundación Sur no se responsabiliza de las opiniones vertidas por los usuarios