En cumplimiento de la legislación vigente, solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web.
Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies
Más información
| ACEPTO

Fundación Sur
Revista
Radio
Foro de Emprendedores

África en la Escuela
AfroIslam
Taller de Radio


Búsqueda personalizada


Blog Académico
Africanos en Alemania : La estigmatización de los bastardos de Renania, por Carlos A. Font Gavira
...leer más...
El candomblé y el tiempo, por Reginaldo Prandi
...leer más...
Estrategia para un objetivo preciso: el pueblo, sujeto soberano de la democracia, por Benjamín Forcano
...leer más...
La miopía política de España en el Sáhara y el surgimiento del Frente Polisario
...leer más...
Consecuencias de la decisión de Trump de reconocer la soberanía marroquí sobre los territorios ocupados del Sahara Occidental
...leer más...

Blog Académico

Noticias
El Sáhara Occidental vuelve al Tribunal de Justicia europeo
...leer más...

Togo pospone nuevamente el Campeonato Africano de Cross Campestre
...leer más...

El primer ministro sudanés reafirma la importancia de la cooperación entre civiles y fuerzas de seguridad
...leer más...

Spotify se expande a más mercados africanos, incluidos Kenia y Nigeria
...leer más...

Las Noticias de la República Democrática del Congo (2021-02-16 / 2021-02-28), edición quincenal en francés de Luc de l’Arbre
...leer más...

El tribunal anula la petición del héroe de "Hotel Ruanda" para trasladar el juicio a Bélgica
...leer más...

Amnistía Internacional condena a las tropas de Eritrea por la masacre de Axum
...leer más...

Egipto y Qatar celebran su primer encuentro desde el fin de la guerra del Golfo
...leer más...

El gobierno de Uganda responde a los EE.UU. tras las amenazas de sanciones
...leer más...

Vanessa Nakate, Amoaka Boafo, Davido y Yvonne Aki-Sawyerr entre las personas africanas de Time 100 Next
...leer más...

Siguen los raptos de niños en Nigeria, la solución es cerrar los colegios
...leer más...

La iglesia católica de Burkina Faso lanza una campaña de movilización de recursos para los más desfavorecidos
...leer más...

El gobernador de Cabo Delgado anima a las fuerzas de seguridad de Mozambique a luchar contra el terrorismo
...leer más...

Los líderes de los derechos civiles se unen para exigir al Congreso de Estados Unidos la aprobación de la Ley de Justicia Policial George Floyd
...leer más...

El buque Artic Sunrise de Greenpeace atracará próximamente en Seychelles
...leer más...


Noticias

Bitácora Africana
Caminos de esperanza en los sudanes, por Iván Navarro
...leer más...
El inmenso bien de Manos Unidas: Hablo de lo que he visto, por José Carlos Rodríguez Soto
...leer más...
Miquel Sánchez: escalada en el desierto del Chad, por Roge Blasco
...leer más...
Anansy Cissé, el futuro de la guitarra del Sahel, por Javier Mantecón
...leer más...
La guerra del agua en el desierto del Sahara, por Bartolomé Burgos
...leer más...

Bitácora Africana

Inicio > REVISTA > Noticias >

Gloria Sedes, la misionera que trata en Chad a los enfermos con cariño y medicina natural
13 de julio de 2018

A Gloria Sedes, madrileña, de las Misioneras de Nuestra Señora de África, las conocidas hermanas blancas, se le ilumina la cara cuando habla del Tchad, de los muchos años que lleva entregada a la misión en este país de guerras fratricidas y conflictos. Como muchas misioneras en África es un poco de todo, es terapeuta, catequista, carpintera, electricista, albañil, administradora.

Cuenta a OMPress que su misión está en Deli, a unos 450 kilómetros al sur de la capital N’Djamena, una localidad de unos 4.000 habitantes. Aunque la parroquia se extiende por más de 70 kilómetros cuadrados y cuenta con otras sesenta aldeas. Es en el centro de salud que lleva en Deli, donde pasa una gran parte de su tiempo. Utiliza la medicina natural para cuidar muchas enfermedades entre ellas el VIH. Hay mucho paludismo y mucha hepatitis. Para estas enfermedades los tratamientos con plantas son muy eficaces. De hecho, Gloria calcula que el 80% de la población está afectada. Ella trata la hepatitis, por ejemplo, con artemisia, con dos especies traídas de fuera. Una de Sudáfrica que es la más fuerte y mejor enraíza en el Tchad – cuenta que las reproduce por esquejes – y otra, de origen chino, que es más eficaz contra la enfermedad pero más delicada y – algo que es un pecado en el Tchad – “le gusta mucho el agua”

En su consultorio y como terapeuta itinerante atiende de manera regular a 190 enfermos seropositivos sigue el protocolo nacional con retrovirales y sulfamidas. Sin embargo, para tratar el resto de las propensiones que aquejan a estos enfermos, usa el tratamiento natural, que es más suave, y evita darle más antibióticos y químicos. Intenta equilibrar, dice ella, los efectos secundarios de los retrovirales en el hígado, en el riñón.

Esta madrileña es una luchadora. Luchó contra el tétanos y la mortalidad infantil, formó a parteras y enfermeras, e involucra a los católicos de la parroquia en su batalla por estar cerca de los más pobres y olvidados, que suelen tener sida. Con ella trabajan un grupito de veinte personas que intentan llegar a todos los enfermos. Si su enfermedad es el sida, intentan “pescarlos” para que se traten, para que no se abandonen, para rezar con ellos y que no se sientan solos. Forman a los jóvenes para que detecten las señales de la enfermedad y sepan qué hacer, y tengan esperanza. La esperanza del cariño de Gloria y sus hermanas y hermanos de la parroquia. Porque como Gloria ha visto en todos estos años en África, tras ver la lucha de tantas personas por salir adelante: ¡la vida es más fuerte que la muerte!

Fuente: OMP

[Fundación Sur]


Artículos relacionados:

- Economía circular y formación de agricultores: los Padres Blancos en Malawi

- Un centro cultural en Argelia de los Padres Blancos

- 150 años de los Padres Blancos y de las Hermanas Blancas en imágenes

- Foro en Chad sobre la transmisión vertical del VIH en África

- Fallece el Misionero de África Pedro Burgos, el “misionero alfarero”


Comentarios
Las opiniones expresadas en estos comentarios no representan necesariamente el punto de vista de la Fundación Sur. La Fundación Sur no se responsabiliza de las opiniones vertidas por los usuarios