En cumplimiento de la legislación vigente, solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web.
Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies
Más información
| ACEPTO

Fundación Sur
REVISTA
Radio
Foro de Emprendedores

África en la Escuela
AfroIslam
Taller de Radio


Búsqueda personalizada


Blog Académico
Africanos en Alemania : La estigmatización de los bastardos de Renania, por Carlos A. Font Gavira
...leer más...
El candomblé y el tiempo, por Reginaldo Prandi
...leer más...
Estrategia para un objetivo preciso: el pueblo, sujeto soberano de la democracia, por Benjamín Forcano
...leer más...
La miopía política de España en el Sáhara y el surgimiento del Frente Polisario
...leer más...
Consecuencias de la decisión de Trump de reconocer la soberanía marroquí sobre los territorios ocupados del Sahara Occidental
...leer más...

Blog Académico

Noticias
El proceso político libio se ve salpicado por un escándalo de corrupción
...leer más...

El presidente de la República del Sáhara Occidental solicita que “la ONU asuma la responsabilidad de la violación del alto el fuego por parte de Marruecos”
...leer más...

La Fundación Jacob Zuma de Sudáfrica arremete contra Raymond Zondo
...leer más...

Biden conversa con el presidente de Kenia sobre asuntos de seguridad
...leer más...

El opositor chadiano Yaya Dillo Djerou acusa a la policia de asesinar a varios de sus familares
...leer más...

Muere de covid-19 el obispo de la diócesis de Kankan en Guinea
...leer más...

El Sáhara Occidental vuelve al Tribunal de Justicia europeo
...leer más...

Togo pospone nuevamente el Campeonato Africano de Cross Campestre
...leer más...

El primer ministro sudanés reafirma la importancia de la cooperación entre civiles y fuerzas de seguridad
...leer más...

Spotify se expande a más mercados africanos, incluidos Kenia y Nigeria
...leer más...

Las Noticias de la República Democrática del Congo (2021-02-16 / 2021-02-28), edición quincenal en francés de Luc de l’Arbre
...leer más...

El tribunal anula la petición del héroe de "Hotel Ruanda" para trasladar el juicio a Bélgica
...leer más...

Amnistía Internacional condena a las tropas de Eritrea por la masacre de Axum
...leer más...

Egipto y Qatar celebran su primer encuentro desde el fin de la guerra del Golfo
...leer más...

El gobierno de Uganda responde a los EE.UU. tras las amenazas de sanciones
...leer más...


Noticias

Inicio > Bitácora africana >
-

Ávila laurel , Juan Tomás

Juan Tomás Ávila Laurel, escritor ecuatoguineano nacido en 1966 en Malabo, de origen annobonés actualmente reside en Barcelona . Su obra se caracteriza por un compromiso crítico con la realidad social y politíca de su país y con las desigualdades económicas. Estas preocupaciones se traducen en una profunda conciencia histórica, sobre Guinea Ecuatorial en particular y sobre África en general. Tiene más de una docena de libros publicados y otros de inminente publicación, entre ellos las novelas y libros de relatos cortos La carga, El desmayo de Judas, Nadie tiene buena fama en este país y Cuentos crudos. Cuenta tambien con obras de tipo ensayístico, libros de poemas y obras de teatro.

En Bitácora Africana incorporamos el Blog "Malabo" que el escritor ecuatoguineano Juan Tomás Ávila Laurel escribe para la revista digital FronteraD .

Desde la Fundación Sur agradecemos a la dirección de FronteraD y al escritor Juan Tomás Ávila Laurel la oportunidad de poder contar en nuestra página web con esta colaboración.

Ver más artículos del autor


En recuerdo de los fusilados en Ngolo, Bata, por Juan Tomás Ávila Laurel.

16 de febrero de 2018.

A principio de los 70 del siglo XX, estando en el poder el que había sido elegido para ser el primer presidente de Guinea, que pasó a llamarse Único Milagro de Guinea Ecuatorial, Honorable y Gran Camarada, Presidente Vitalicio Masié Nguema Biyogo, se fusiló en Bata a 102 personas, entre ellas una chica de 16 años, acusadas de… Bueno, en tiempo de Macias bastaba con que todos hubieran apoyado su destitución para que corrieran la misma suerte, pero no fue el caso. La fuente por la que podemos acceder a tan terrible hecho es un panfleto diabólico titulado El baile de los malditos, que, de un modo imperdonable, venía a ser tanto un sumario como una burda justificación del fusilamiento de 102 personas, rematadas acto seguido con un tiro de gracia y enterradas en una fosa común cavada por famélicos presos. Hasta ahora, que nos conste, no se ha reabierto el proceso, y pedir alguna reparación y simplemente porque desde que Guinea se hizo independiente no ha nacido nadie con un alto sentido de la dignidad para exigirlo. Hay todavía opositores vivos, enfrentados al régimen de Obiang, aun sea de manera aparente, que están relacionados con el infame informe a los que no vamos a mencionar ahora, ya se reconocerán cuando alguien les haga leer esto.

Obiang lleva toda una vida en el poder, y hay personas que de manera formal se enfrentan políticamente a él, aunque con las dificultades por ser Guinea un país en el que no se ha sembrado nada, y en el que pesan las condiciones anteriormente citadas. No auguramos ningún cambio hasta más allá de otros 40 años, afirmación que no tiene nada que ver con nuestra determinación de que esta no siga siendo la realidad. El motivo del recuerdo de estas personas fusiladas y enterradas en una fosa común, sin ninguna reclamación posterior de ningún grupo de guineanos, es que estos días el régimen de Obiang Nguema ha amenazado, a través de un fiscal de un inexistente sistema judicial, con condenar a muerte a 147 personas por delitos que ellos inventaron sobre la marcha, relacionados con la integridad territorial del país. Es decir, ha amenazado con fusilar otra vez, pero un mayor número. Nosotros, que hemos reiterado nuestra profunda estupefacción ante el hecho de que guineanos constituidos en partidos insistan en acompañar a Obiang en la escenificación de una democracia formal, esfuerzo del régimen que no logra sus objetivos, estamos sorprendidos por el silencio, ahora, de estos actores políticos. Y es que no tiene cabida en un sistema democrático el proceso a unos guineanos con acusaciones tan profundamente peregrinas. O estamos en democracia, y así que podemos organizar elecciones en las que ganen los más votados, o este país se ha ido hundiéndose en el más profundo lodo de ignominia ante su interesada mirada. No se comprende que las actuales formaciones guineanas, reconociéndose democráticas y de la oposición, hagan planes para presentarse en coaliciones, pero estén ahora callados ante la amenaza del régimen de fusilar a 147 personas. No encontramos ninguna justificación. Ya siendo una auténtica ignominia que se hayan atrevido a manifestar sus intenciones, sería la consumación del caos que dieran otros pasos para llevarlo a cabo. Estamos en el punto en que la misma Historia expondrá ante todos, unos por recurrente maldad, otros por acompañamiento interesado, los resultados de sus hechos.

Original en : FronteraD



Comentarios
Las opiniones expresadas en estos comentarios no representan necesariamente el punto de vista de la Fundación Sur. La Fundación Sur no se responsabiliza de las opiniones vertidas por los usuarios