En cumplimiento de la legislación vigente, solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web.
Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies
Más información
| ACEPTO

Fundación Sur
REVISTA
Radio
Foro de Emprendedores

África en la Escuela
AfroIslam
Taller de Radio


Búsqueda personalizada


Blog Académico
Africanos en Alemania : La estigmatización de los bastardos de Renania, por Carlos A. Font Gavira
...leer más...
El candomblé y el tiempo, por Reginaldo Prandi
...leer más...
Estrategia para un objetivo preciso: el pueblo, sujeto soberano de la democracia, por Benjamín Forcano
...leer más...
La miopía política de España en el Sáhara y el surgimiento del Frente Polisario
...leer más...
Consecuencias de la decisión de Trump de reconocer la soberanía marroquí sobre los territorios ocupados del Sahara Occidental
...leer más...

Blog Académico

Noticias
El proceso político libio se ve salpicado por un escándalo de corrupción
...leer más...

El presidente de la República del Sáhara Occidental solicita que “la ONU asuma la responsabilidad de la violación del alto el fuego por parte de Marruecos”
...leer más...

La Fundación Jacob Zuma de Sudáfrica arremete contra Raymond Zondo
...leer más...

Biden conversa con el presidente de Kenia sobre asuntos de seguridad
...leer más...

El opositor chadiano Yaya Dillo Djerou acusa a la policia de asesinar a varios de sus familares
...leer más...

Muere de covid-19 el obispo de la diócesis de Kankan en Guinea
...leer más...

El Sáhara Occidental vuelve al Tribunal de Justicia europeo
...leer más...

Togo pospone nuevamente el Campeonato Africano de Cross Campestre
...leer más...

El primer ministro sudanés reafirma la importancia de la cooperación entre civiles y fuerzas de seguridad
...leer más...

Spotify se expande a más mercados africanos, incluidos Kenia y Nigeria
...leer más...

Las Noticias de la República Democrática del Congo (2021-02-16 / 2021-02-28), edición quincenal en francés de Luc de l’Arbre
...leer más...

El tribunal anula la petición del héroe de "Hotel Ruanda" para trasladar el juicio a Bélgica
...leer más...

Amnistía Internacional condena a las tropas de Eritrea por la masacre de Axum
...leer más...

Egipto y Qatar celebran su primer encuentro desde el fin de la guerra del Golfo
...leer más...

El gobierno de Uganda responde a los EE.UU. tras las amenazas de sanciones
...leer más...


Noticias

Inicio > Bitácora africana >
-

Eisman, Alberto

Alberto Eisman Torres. Jaén, 1966. Licenciado en Teología (Innsbruck, Austria) y máster universitario en Políticas de Desarrollo (Universidad del País Vasco). Lleva en África desde 1996. Primero estudió árabe clásico en El Cairo y luego árabe dialectal sudanés en Jartúm, capital de Sudán. Trabajó en diferentes regiones del Sudán como Misionero Comboniano hasta el 2002.

Del 2003 al 2008 ha sido Director de País de Intermón Oxfam para Sudán, donde se ha encargado de la coordinación de proyectos y de la gestión de las oficinas de Intermón Oxfam en Nairobi y Wau (Sur de Sudán). Es un amante de los medios de comunicación social, durante cinco años ha sido colaborador semanal de Radio Exterior de España en su programa "África Hoy" y escribe también artículos de opinión y análisis en revistas españolas (Mundo Negro, Vida Nueva) y de África Oriental. Actualmente es director de Radio-Wa, una radio comunitaria auspiciada por la Iglesia Católica y ubicada en Lira (Norte de Uganda).

Ver más artículos del autor


El Dow Jones de los pobres , Por Alberto Eisman

9 de diciembre de 2008.

Durante las últimas semanas percibo que se está midiendo la crisis en los países desarrollados según el porcentaje de morosidad de las personas que están pagando una hipoteca, las cuales son la gran mayoría dentro de la ciudadanía económicamente relevante.
Este baremo, sin embargo, no tiene gran relevancia en los países en vías de desarrollo, ya que el número de personas que está pagando una hipoteca es relativamente pequeño en comparación con Europa y los Estados Unidos. En África, la crisis se manifiesta no en la desaceleración inmobiliaria o la falta de pagos asociados a la misma sino en los productos de consumo básicos. Aquí les pongo un ejemplo que necesitará poca explicación. Les indico aquí en sus equivalentes en euros la evolución de los precios de un paquete de los más usuales de 2 quilos de harina de maíz:

Diciembre 07 0’48 Euros

Abril 08 0’65 Euros

Junio 08 0’68 Euros

Julio 08 0’75 Euros

Agosto 08 0’80 Euros

Septiembre 08 0’83 Euros

Octubre 08 0’87 Euros

Noviembre 08 1’20 Euros

En total, el paquete de maíz ha sufrido un incremento del 250% en poco menos de un año. Es por tanto muy difícil que una familia con ingresos modestos pueda mantener su ritmo de vida cuando los precios suben con tal velocidad. Llegado el momento, la economía familiar no podrá más y tendrán que reducir su dieta alimenticia.

Aunque en cantidades brutas la crisis sea menor, ya que estamos hablando de montos mucho menores que los de las contribuciones hipotecarias, sin embargo el impacto sobre la vida de las personas tiene dimensiones muy considerables porque no estamos hablando de una vivienda que por lo menos está ya construida y en uso mientras se está pagando, sino de un alimento básico que es integrante fundamental de la dieta diaria de muchas familias.

Si miramos las fechas, esta situación comenzó a agravarse mucho antes que se hablara de crisis en los mercados bursátiles y en los valores inmobiliarios. La verdadera crisis comenzó muchos meses atrás pero, como ocurre en muchos otros casos, el mundo no se enteró porque afectaba a aquellos sectores de población o a aquellos países que no afectaban a los niveles macroeconómicos. Una mitad del mundo cuya voz apenas se oye, porque simplemente no cuentan o no influyen en las grandes decisiones. Habrá que esperar a imágenes tétricas que se vean en los medios de comunicación para que se muevan ciertas fichas en el tablero internacional.

Seguro que aunque haga falta una ayuda infinitamente menor que el balón de oxígeno monetario que se ha dado a los bancos en todo el mundo, los dineros de la cooperación, las emergencias o la ayuda al desarrollo —¡¡balones de oxígeno para los pobres!!— serán siempre exiguos en comparación con las necesidades. Ahí sí que se escatimará cuando a la banca se le ha firmado casi un cheque en blanco. "Que no nos falte liquidez, por Dios"... es el deseo de todos los gobernantes y con ese lema se ha movido Roma con Santiago en diferentes países para que la "confianza" de los mercados no se pierda. Todos los sacrificios a ciertos ídolos son justificados... los que se podrían hacer para los pobres o para alcanzar los objetivos de desarrollo del Milenio pues, ya se sabe: "¿para qué los vamos a mandar, si al final algún gobierno corrupto se va a quedar con la mitad o no van a ser efectivos?" y con razonamientos así se justifican los diferentes raseros a la hora de los apoyos económicos.
Pues sí, yo aquí comparto con ustedes mis índices personales de la crisis, mi Dow Jones particular que me dice que con un incremento del 250% en el alimento más básico no hay persona ni familia de recursos modestos que aguante. Que tus hijos se vayan a la cama hambrientos sí que es un indicador claro, apreciable e inequívoco de una verdadera crisis. Todo lo demás —incluída bajada del Ibex 35— son pendejadas.

Original en : http://blogs.periodistadigital.com/enclavedeafrica.php



Comentarios
Las opiniones expresadas en estos comentarios no representan necesariamente el punto de vista de la Fundación Sur. La Fundación Sur no se responsabiliza de las opiniones vertidas por los usuarios