En cumplimiento de la legislación vigente, solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web.
Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies
Más información
| ACEPTO

Fundación Sur
Revista
Radio
Foro de Emprendedores

África en la Escuela
AfroIslam
Taller de Radio


Búsqueda personalizada


Blog Académico
Africanos en Alemania : La estigmatización de los bastardos de Renania, por Carlos A. Font Gavira
...leer más...
El candomblé y el tiempo, por Reginaldo Prandi
...leer más...
Estrategia para un objetivo preciso: el pueblo, sujeto soberano de la democracia, por Benjamín Forcano
...leer más...
La miopía política de España en el Sáhara y el surgimiento del Frente Polisario
...leer más...
Consecuencias de la decisión de Trump de reconocer la soberanía marroquí sobre los territorios ocupados del Sahara Occidental
...leer más...

Blog Académico

Noticias
El Sáhara Occidental vuelve al Tribunal de Justicia europeo
...leer más...

Togo pospone nuevamente el Campeonato Africano de Cross Campestre
...leer más...

El primer ministro sudanés reafirma la importancia de la cooperación entre civiles y fuerzas de seguridad
...leer más...

Spotify se expande a más mercados africanos, incluidos Kenia y Nigeria
...leer más...

Las Noticias de la República Democrática del Congo (2021-02-16 / 2021-02-28), edición quincenal en francés de Luc de l’Arbre
...leer más...

El tribunal anula la petición del héroe de "Hotel Ruanda" para trasladar el juicio a Bélgica
...leer más...

Amnistía Internacional condena a las tropas de Eritrea por la masacre de Axum
...leer más...

Egipto y Qatar celebran su primer encuentro desde el fin de la guerra del Golfo
...leer más...

El gobierno de Uganda responde a los EE.UU. tras las amenazas de sanciones
...leer más...

Vanessa Nakate, Amoaka Boafo, Davido y Yvonne Aki-Sawyerr entre las personas africanas de Time 100 Next
...leer más...

Siguen los raptos de niños en Nigeria, la solución es cerrar los colegios
...leer más...

La iglesia católica de Burkina Faso lanza una campaña de movilización de recursos para los más desfavorecidos
...leer más...

El gobernador de Cabo Delgado anima a las fuerzas de seguridad de Mozambique a luchar contra el terrorismo
...leer más...

Los líderes de los derechos civiles se unen para exigir al Congreso de Estados Unidos la aprobación de la Ley de Justicia Policial George Floyd
...leer más...

El buque Artic Sunrise de Greenpeace atracará próximamente en Seychelles
...leer más...


Noticias

Bitácora Africana
Caminos de esperanza en los sudanes, por Iván Navarro
...leer más...
El inmenso bien de Manos Unidas: Hablo de lo que he visto, por José Carlos Rodríguez Soto
...leer más...
Miquel Sánchez: escalada en el desierto del Chad, por Roge Blasco
...leer más...
Anansy Cissé, el futuro de la guitarra del Sahel, por Javier Mantecón
...leer más...
La guerra del agua en el desierto del Sahara, por Bartolomé Burgos
...leer más...

Bitácora Africana

Inicio > REVISTA > Editorial >

BRILLANTES EN LOS DEPORTES Y ¿EN LA RESPONSABILIDAD SOCIAL?
03/07/2012 -

España está de fiesta con nuestros brillantes deportistas, en casi todas las modalidades.

Millones de españoles y europeos hemos vivido fuertes emociones y momentos de alegría con nuestros deportistas y equipo de superdotados. Naturalmente que estos existen en todos los pueblos de la tierra, pero España goza estos años de una cierta hegemonía.

Junto con esta euforia deportiva, existen otros rasgos de nuestra imagen nacional. Hoy quiero resaltar dos: la picaresca y la mediocridad, que son dos de las causas profundas de nuestra crisis, nacional e internacional.

La picaresca se manifiesta en cientos de maneras: fraude fiscal, cobro fraudulento del paro, absentismo laboral, empresas en bancarrota, excesivo número de altos funcionarios y top exfuncionarios que viven en lujo a costa de los demás, etc.

“El Mundo” del 1 de Julio nos informaba que en España hay 277 imputados por cobrar el paro mientras trabajaban repartiendo pizzas y en otras tareas. Existen unas 300 empresas que facilitan, por 300 euros, falsas altas como trabajadores.

La mediocridad y falta de responsabilidad son también patentes. Desde la escuela hasta la universidad, nos hemos convertido en un país mediocre. Entre las 150 mejores universidades del mundo, no se encuentra ninguna española.
Nuestros políticos hacen el ridículo en foros internacionales pues son los únicos que no hablan ingles, cuando todas las decisiones importantes se toman hoy día en ingles.

Nos pasamos una media de más de dos horas al día en la TV, cuando, aparte de los telediarios y deportes, la mayoría de los programas carecen de calidad. Programas basura como “gran hermano” parecen ser de los más populares.

El lenguaje de gran parte de la sociedad y de los estudiantes es pobrísimo y grosero, y apenas sabemos divertirnos sin palabrotas, alcohol y botellones. ¿Son estos signos, síntomas de la crisis o del empobrecimiento humano de nuestra sociedad?

Parte de una mentalidad mediocre, es la falta de interés en los demás, en otras culturas y pueblos, en otras lenguas y religiones.

Desde que regresé de Uganda, hace un año, me sigue sorprendiendo la falta de interés en conocer África y los importantes acontecimientos que tienen lugar en el continente africano, como las revoluciones que se están viviendo en los países árabes.

Obviamente existen muchas personas e instituciones dedicadas a conocer y colaborar con otros pueblos y culturas, para potenciar el desarrollo integral de todos. Existen muchísimas personas entregadas a luchar por el respeto y bienestar de todos, especialmente de los más empobrecidos y marginados.

Lo bueno siempre abunda más que lo malo, lo que pasa es que se nota menos, porque hace menos ruido.

Sin embargo, la tónica general que parece dominar la mentalidad y la crisis actual de España, tiene mucho de picaresca y de insuficiente responsabilidad social y solidaridad con los pueblos más empobrecidos.


Comentarios
Las opiniones expresadas en estos comentarios no representan necesariamente el punto de vista de la Fundación Sur. La Fundación Sur no se responsabiliza de las opiniones vertidas por los usuarios